(Foto referencial)

El Consejo de Derechos Humanos de la Organización de la Naciones Unidas (ONU) inaugurará este lunes su primera sesión de 2018, la más importante por la participación de dignatarios de todo el mundo que plantearán sus preocupaciones y prioridades en esta materia, y en un escenario mundial de guerras y crisis humanitarias.

Hace menos de un año, la Administración del presidente Donald Trump amenazó con retirarse de este órgano, el único de carácter multilateral dedicado a la temática de los derechos humanos, por considerar que necesita reformas considerables si se pretende que EE.UU. siga participando.

En este lapso, Washington no ha ejecutado su amenaza contra el Consejo de Derechos Humanos (CDH), pero sí lo ha hecho con otras instancias de la ONU, como la Unesco, su brazo en materia en el ámbito cultural, de la que se retiró.

Asimismo, recortó drásticamente su contribución a la Agencia de la ONU para los Refugiados Palestinos, de la que históricamente era el mayor donante. Esa medida se vio como directamente vinculada con el voto en la Asamblea General de la organización contra la decisión estadounidense de declarar Jerusalén como capital de Israel.

Entre las principales críticas de EE.UU. está la composición del CDH, que incluye a países cuestionados por el escaso respeto interno de los derechos humanos en sus territorios, como Arabia Saudí, Egipto o China, entre otros.

También han causado malestar las recientes incorporaciones a esta instancia promotora y protectora de los derechos humanos de la República Democrática del Congo y de Burundi.

El primer país enfrenta una muy grave crisis política por la voluntad de su presidente, Joseph Kabila, de mantenerse en el poder e incumplir todos los plazos electorales, mientras la violencia armada envuelve diversas regiones del país.

Por similares razones, Burundi afronta desde 2015 un periodo de violencia en el que se han cometido crímenes de lesa humanidad. El presidente de este país, Pierre Nkurunziza, anunció ese año su decisión de presentarse ilegalmente a un tercer mandato, lo que causó una revuelta civil que fue reprimida con gran violencia.

La impresión de contradicción que genera la misión del CDH y al mismo tiempo la presencia en su seno de países donde está comprobada la responsabilidad gubernamental de violaciones de los derechos humanos preocupa a la sociedad civil, a la Unión Europa y a otros países occidentales.

Las posiciones geoestratégicas de los países también se reflejarán a la hora de condenar o no la situación de derechos humanos en determinados países, como no queda duda que ocurrirá en el caso de Siria, donde la relativa calma de los últimos meses ha sido recientemente rota por una gran ofensiva del gobierno contra Guta Oriental, un área de la periferia de Damasco bajo asedio desde hace tres años y con importante presencia rebelde.

Aunque Rusia no es miembro este año del CDH, todos pondrán declaraciones a las posiciones que adopte en este tema, ya que es el principal aliado político y militar del régimen sirio.

Las crisis humanitarias en Yemen, en guerra desde hace tres años por una intervención militar árabe liderada por Arabia Saudí, en Sudán del Sur, por un conflicto interno de trasfondo étnico, y en Venezuela, serán otros temas que generarán gran debate.

El ministro de Asuntos Exteriores de este último país, Jorge Arreaza Montserrat, estará en la sesión inaugural del CDH para defender al Gobierno de Nicolás Maduro.

En esta sesión, España estará presente nuevamente como miembro pleno por un periodo de cuatro años.

La elección de España se produjo el pasado enero en la Asamblea General de la ONU, lo que le permitirá plantear desde esta tribuna las cuestiones que más le preocupan a través de su ministro de Asuntos Exteriores, Alfonso Dastis, quien intervendrá el próximo martes, y de su delegación diplomática a lo largo de las cuatro semanas que durará esta sesión.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.