La Orquesta en una de sus presentaciones

El Conservatorio de Música de Carabobo arriba a su 31 aniversario en este abril, por lo que tiene programada una serie de actividades en línea, con el propósito de resaltar su evolución y agradecer el reconocimiento por parte de la sociedad como una de las instituciones más importantes del estado y del país en la formación de músicos integrales.

María Vadell, directora de la institución, destacó que la programación aniversaria comenzó con una clase magistral impartida por el maestro Ricardo Cañón García, desde Colombia y vía Zoom, a alumnos de las cátedras Viento Madera. El domingo 4 correspondió al violonchelista Horacio Contreras.

También en ocasión a sus 31 años, el Conservatorio ofrecerá su segunda edición de “Charla en Familia”, con el título “Venezuela en sus Maestros”, que tendrá como invitados de lujo a Manuel Rangel, Germán Marcano, Eddy Marcano y Hernán Matute, la cual se realizará el jueves 15, a las 6:00 pm, mediante su canal de Youtube.

Para el sábado 24 está pautada otra clase magistral, con David Tovar, quien brindará por Instagram Live valiosa información a los participantes sobre el mantenimiento de los instrumentos.

Sobre la forma como la institución ha enfrentado la pandemia, María Vadell reveló que se hizo un  consenso con padres y representantes, se invirtió en plataformas digitales y se adaptaro a las medidas de bioseguridad. Así iniciaron el actual año escolar, a distancia y bajo la modalidad mixta.

“Creo que estamos aprendiendo a vivir con la situación, con el apoyo de los padres que quieren que el conservatorio forme parte de la formación musical de sus hijos.

Vadell está convencido que la música y la vida transcurren en el tiempo. “Nosotros pensamos siempre que el tiempo va hacia adelante, lo que implica avanzar; y en ese sentido el Conservatorio ha ido adaptándose para avanzar”.

Por su parte el profesor Miguel Ángel Rodríguez, director académico, señaló que hay que reconocer y valorar este logro.

Ambas autoridades de Consermuca recordaron los logros y momentos estelares de esta institución, siendo uno de los más recientes haber ejecutado La Traviata, julio de 2019, en el Teatro Municipal de Valencia, con una orquesta integrada por algunos de sus docentes y alumnos avanzados.

El Conservatorio en estos tres decenios ha recibido un número importante de distinciones por parte diversos sectores de la sociedad, pero si algo llena de satisfacción a la gran familia Consermuca, es ser reconocida como formadora de músicos profesionales e integrales, que ya son más de 2 mil 405 certificados otorgados desde julio de 2003.

Parte de los integrantes del coro de voces blancas

Otros alcances relevantes son: Giras por los municipios de Carabobo, participación en grandes montajes con corales y solistas, sus agrupaciones Orquesta del Conservatorio de Música de Carabobo, Orquesta de Práctica Inicial, Coro de Voces Blancas, Ensamble de Flautas y Ensamble de Cuerdas Pulsadas son frutos de esta academia. Así como el Ensamble 7, conformado por docentes, que surgió como un regalo para Valencia en su 450 aniversario, para la ejecución de piezas de músicos valencianos.

Su reconocimiento como academia de formación musical lo ha llevado a ser ejemplo y prestar asesoría en la creación de otras instituciones de la misma naturaleza, como fue el caso en 2007, cuando sus directivos guiaron la consolidación de la Escuela Municipal de Música Luis Manuel Gutiérrez, en Juangriego, Nueva Esparta, en cuanto a su estructura y sus programas.

Asimismo, el Conservatorio ha sido invitado en innumerables oportunidades a dictar charlas sobre instrumentos y música en diversas instituciones educativas de Carabobo. Registrada ante el Ministerio de Educación El Conservatorio de Música de Carabobo es una academia debidamente solvente. Este ministerio avala desde 2003, la constancia recibida por los alumnos de esta institución tras la aprobación de los diversos cursos.

“Somos los únicos que validamos en la medida en que los alumnos terminan las asignaturas. Nuestro estuiante no es un alumno típico que va a tener simplemente un crédito después de los nueve o cinco años, dependiendo de lo que curse, sino que va teniendo acreditaciones por los ciclos culminados en diferentes asignaturas en los niveles iniciación, medio y básico”, apuntó Vadell.

Subrayó que la formación completa puede durar hasta nueve años, lo que podría ser equivalente a una carrera universitaria.

Además los estudiantes pueden convertirse en preparadores y futuros docentes de la institución, cumpliendo previamente requisitos de evaluación y vocación.

Explicó que los alumnos son preparadoss no solo para que sean excelentes músicos, tanto individual como para la ejecución orquestal, sino también ejemplares ciudadanos.

Por eso se les inculca valores fundamentales como cumplimiento del deber, respeto, disciplina, auto estima y unión, para obtener los mejores resultados en su actividad,

¿Qué diferencia a la formación del conservatorio del proceso de otras academias?

“La música es universal, pero podríamos decir que la metodología, la estrategia y la manera de desarrollarla en el tiempo. Nuestro conservatorio se ha adaptado en el tiempo, conforme a las habilidades y madurez del alumnado”.

Formación en tiempos de pandemia

El Conservatorio de Música de Carabobo nació en 1989 como hijo del Sistema Nacional de Orquestas y Coros Juveniles e Infantiles de Venezuela, también conocido como El Sistema; pero sobre todo como un sueño del maestro José Calabrese, con el apoyo del abogado y docente universitario Juan Vicente Vadell, quien aún forma parte de su directiva.

Desde sus inicios ha contado con docentes importantes y de reconocimiento a nivel nacional, algunos venidos desde Caracas y otros propios de Valencia, como los maestros Federico Núñez Corona, Rogelio Pereira y Miguel Casas, entre otros tantos.

El objetivo desde el principio fue crear una institución con todas las asignaturas de alto nivel en el pensum musical, no solo de preparación para la ejecución inmediata. “Fuimos buscando ese equilibrio, para la formación de un músico integral” . De allí que el Conservatorio inició en el año 2000 el proceso ante el Ministerio de Educación para su formalización como academia musical.

Otro aspecto a destacar es que por muchos años esta institución fue, como lo decía el propio maestro Calabrese, “semillero de la Orquesta Sinfónica de Carabobo” hasta su independencia de esta fundación, en febrero de 2019. No obstante, la mayoría de los músicos que actualmente la conforman fueron formados en el conservatorio, así como exalumnos de esta institución han integrado la Banda del Estado, la Orquesta Municipal de Caracas y la Orquesta Sinfónica de Venezuela, entre otras incluso a nivel internacional.

De igual manera, si algo es innegable es que el conservatorio a lo largo de estos 31 años ha ido en constante evolución; y en todo este tiempo, su actual directora, María Vadell, ha estado al frente con responsabilidades inherentes a cargos de alto nivel, desde la coordinación de la institución que asumió en 1998 hasta hacerse cargo de la dirección a partir de 2006.

Esta academia, asimismo, cuenta con certificados de la Oficina Nacional Antidrogas (ONA) y por parte del Consejo de Derecho del Niño, Niña y Adolescentes (Cdna), tras la preparación de su personal y cumplimiento de requisitos. Adicionalmente, para su directora “el Conservatorio es como un aeropuerto, no con una pista de aterrizaje sino con una pista de despegue; y qué regocijo que donde un exalumno nuestro se presenta es bien reconocida su formación ubicándolo en un buen nivel ”.

Músicos integrales

El profesor Miguel Angel Rodriguez, cuyo aporte fue de peso en la formalización de la academia, en cuanto a la elaboración de planes y programas, en la consolidación de un pensum válido y reconocido interna y externamente, subrayó que la visión es que el Conservatorio esté a la par de la formación musical de cualquier otra institución del mundo, pero con un currículo integral.

“Nuestros músicos no solo saben tocar un instrumento, sino que comprenden, sienten, ponderan y valoran lo que tocan. El músico formado en el conservatorio, su ámbito de ubicación es amplio en agrupaciones, por la formación técnica, así como por el saber ser y convivir. Por eso el estudiantado del Conservatorio es muy cotizado afuera”.

Precisó que se cuida mucho la parte humana, porque la música la hace un humano para otro de su misma condición. Esta academia tiene un perfil de egreso por niveles: Ya un alumno nuestro de nivel básico toca y nuestro estudiante medio tiene unas grandes competencias que le permiten incorporarse a cualquier agrupación”.

Sus valores Compañerismo, respeto, solidaridad, trabajo en equipo, humildad. “Estos valores son transversales en todo nuestro currículo”.

Autogestión y patrocinios

Consermuca se mantiene por autogestión y con el aporte de algunas empresas que, como parte de su responsabilidad social, patrocinan a la institución a través de becas a estudiantes.

Es así como la academia cuenta actualmente con 94 becados. También está el aporte de exalumnos que desde el exterior, que igualmente han subsidiado a algunos estudiantes, como un hermoso gesto de agradecimiento.

El alumno becado tiene que mantenerse con un promedio de estudio por encima de los 17 puntos y, por supuesto, ser ejemplo para el resto de sus compañeros.

La nota mínima aprobatoria son 14 puntos. Igualmente, el Conservatorio mantiene Convenio Cooperación con la Gobernación de Carabobo desde 2006, donde el Ejecutivo regional cancela parte de la nómina docente, mientras que la academia otorga becas a estudiantes de escuelas regionales postulados por la misma Gobernación, así como actividades musicales especiales.

La directora Maria Vadell, invitó a más empresas y personas jurídicas que quieran sumarse al patrocinio de esta institución.

El reto de su propia sede

Uno de los restos que tiene el conservatorio por delante es la construcción de su propia sede, para la cual cuenta con un terreno donado por la Alcaldía de Valencia. De hecho, la academia ya tiene el proyecto, lo que necesita son los recursos económicos para su ejecución.

 

Con nota de prensa




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.