“La vida es muy peligrosa. No por las personas que hacen mal, sino por las que se sientan a ver lo que pasa” Albert Einstein

A pesar de hablarse acerca de tender puentes entre comprobados adversarios del régimen, de buscar las vías de lógica reconciliación ciudadana ante tantos y tan profundamente enraizados antagonismos, se ha seguido deteriorando el clima de convivencia política en nuestro país. El madurismo realiza maniobras – siguiendo el Manual del Totalitarismo Universal – que distancian el civismo, la tolerancia, la discusión objetiva de las ideas, buscando la anomia total, con la perversa intención de mantener los momentos traumáticos, que permitan dar al traste con cualquier proceso de cambio democrático que pueda asomarse en la ventana de este perpetuo marasmo nacional.

Tanto la Plataforma Democrática como el Frente Amplio, así como también cientos de agrupaciones sociales organizadas están, de manera consensuada, consolidando un laborioso, y necesario proceso organizativo, técnico y político que nos permitirá aproximar ese 2024, no tan distante como se visualiza, con inéditas posibilidades de alcanzar lo que, en caso de materializarse, sería la victoria electoral que toda la nación anhela.

En diversos sectores sociales se ha reforzado la conciencia del derecho y del deber, se está ahondando el sentido de pertenencia, la responsabilidad por el destino de nuestro país, la aceptación de la pluralidad, la tolerancia, la civilidad, que son, en esencia, los componentes de un sentimiento ciudadano que hoy se hace aprendizaje y convicción.

Ya se piensa con más certeza en razones político-prácticas para la esperanza ante el año 2024. Se piensa en opciones y propuestas políticas y de logros frente a las hostilidades y ese cúmulo de ruindad desplegado en contra de la institución familiar, contra la Iglesia, contra las empresas privadas, contra las universidades y los universitarios; contra los médicos y las enfermeras; en fin contra todos aquellos que disientan de tanta corrupción y disparate.

Contra todos esos ciudadanos que no están dispuestos a renunciar al derecho fundamental de educar, informar, expresar, opinar y comunicar en libertad; quienes, con verdaderas raíces cristianas, tienen muy firmes sus principios y valores sustentados en la dignidad y en los derechos de las personas; pues mientras se consolida el autoritarismo en Venezuela, los ataques por el del régimen contra la sociedad civil se vuelven cada vez más comunes.

Contra todos esos ciudadanos que creen en la libre iniciativa en lo pertinente a materia política, económica y cultural, que no creen en el servilismo a intereses que auspicien la comprobada maldad, sino en la fuerza transformadora de una sociedad civil organizada y movilizada por el liderazgo de sus organizaciones.

Contra todos esos ciudadanos empeñados en recuperar y crear verdaderos partidos democráticos, capaces de contagiar a la sociedad democracia y pluralismo, que actúan seria y responsablemente en la configuración de un país distinto, más amable, más vivible.

Así las cosas, todos esos comprometidos ciudadanos entienden que este es el tiempo de la indispensable unión, que es la que nos dará la fuerza, en tanto que la solidaridad nos dará la cohesión. Pero sobre todo, ser solidarios con cuantos están dando lo mejor de sí en esta dura lucha, los que se han sacrificado y han arriesgado sus vidas o su libertad, sus bienes y su seguridad, esos conocidos o anónimos que merecen nuestro mayor respeto y nuestro mayor estímulo y apoyo.

Manuel Barreto Hernaiz




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.