Foto Archivo

MackKeiward Almeida Ochoa (24) era hijo de un escolta del Ministerio del Interior y Justicia, y murió en un presunto enfrentamiento con funcionarios policiales, en los alrededores del bulevar de Sabana Grande, cerca de la panadería La Poma, y sus familiares solicitaron la intervención del Ministerio Público para que investigue los hechos.

El sábado a las 8:00 de la noche, Mack estaba en casa de una amiga y llamó a su papá para que fuera a buscarlo. Lo hizo desde un celular prestado porque el suyo se lo habían robado.

ack caminaba apoyado en un bastón porque sufrió un accidente en moto. Estudiaba segundo semestre de administración, trabajaba en un supermercado, vivía en Guatire y estaba arreglando sus documentos para irse del país.

Cuando Mack salió de casa de su amiga los vecinos escucharon unos disparos, observaron cuando unos hombres lo montaban en una camioneta y al poco tiempo la madre recibió otra llamada, del mismo teléfono anterior, indicándole que su hijo estaba herido.

Su padre lo buscó el Hospital Universitario y en la morgue le informaron que se encontraba en el hospital del Llanito. Tenía un tiro en el tórax y otro en un costado.

En la medicatura forense le indicaron que por ordenes de un funcionario del Cicpc debían esperar a que le hicieran un reconocimiento post mortem, para poder retirarlo, porque estaba reseñado como miembro de una banda delictiva.

El Fiscal 83 de Derechos Fundamentales y un representante de la Defensoría del Pueblo acudieron a la morgue y verificaron que el joven no estaba solicitado ni mencionado en expediente alguno, por lo que no fue necesario el reconocimiento post mortem.

El martes a las 8 de la noche entregaron el cuerpo y este jueves fue sepultado en el cementerio Jardines del Cercado. Fiscalía investiga el caso.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.