Bolivia celebró hoy el 193 aniversario de su independencia con diversos actos en la ciudad andina de Potosí (suroeste) que estuvieron matizados por las críticas de opositores a la reelección del presidente del país, Evo Morales.

La mayor tensión estuvo en la sesión de honor de la Asamblea Legislativa nacional, celebrada en la Casa de la Moneda de Potosí y durante la cual los parlamentarios opositores corearon consignas en contra de la reelección del gobernante, mientras los oficialistas, que son mayoría en el Legislativo, le vitoreaban.

En poco más de media hora de discurso, que fue transmitido obligatoriamente en cadena nacional por radios y canales de televisión, Morales repasó los principales logros de su Gobierno, ante lo cual las autoridades y parlamentarios oficialistas aplaudían y coreaban “Evo, Evo, Evo”.

Entretanto, los opositores gritaron consignas como “Bolivia dijo no” y “no es no”, aludiendo al resultado del referendo de 2016, en el que fue rechazada mayoritariamente una reforma constitucional para permitir una nueva postulación de Morales en 2019.

Ante las críticas, el presidente afirmó que la diferencia es que quienes garantizan la ejecución de obras en el país son las autoridades que nacionalizaron los recursos naturales, mientras que “los que protestan permanentemente son los privatizadores”.

“Esa es nuestra profunda diferencia y sin ningún miedo a nadie esta política va a continuar, porque no es una política del Gobierno sino del pueblo boliviano”, sostuvo.

Según Morales, la unidad de los bolivianos permitió construir una “nueva Bolivia” en los últimos años e hizo votos por que las diferencias existentes sean coyunturales.

Tras el discurso del mandatario, el vicepresidente del país, Álvaro García Linera, que además preside el Legislativo, criticó la actitud de los opositores, a quienes acusó de hacer “alboroto simplemente para mostrar su carácter antipatriótico”.

Al concluir la sesión, Morales y sus seguidores acudieron primero al desfile cívico y militar, y luego a un almuerzo organizado por el Ejecutivo por el aniversario patrio.

Medios locales reportaron de que los uniformados controlaron estrictamente el ingreso a la plaza principal de Potosí, donde se situó el palco de las autoridades.

Asimismo, la Policía impidió la participación en el desfile de un grupo de militantes de la centrista Unidad Nacional (UN), según denunció su líder, el empresario opositor Samuel Doria Medina.

“Nos han reprimido y gasificado, pero no nos iremos. Seguiremos aquí luchando por el respeto del voto y la Constitución. No nos vamos a ir”, afirmó Doria Medina citado en un comunicado de prensa.

Aseguró que su partido continuará “defendiendo el voto del pueblo” y la “democracia” boliviana.

Evo Morales y sus partidarios han rechazado los resultados del referendo de 2016 alegando que la población votó engañada por una supuesta campaña de desprestigio promovida por la oposición.

El Tribunal Constitucional del país respondió favorablemente el año pasado a una demanda presentada por el oficialismo y habilitó la candidatura de Morales considerando que las restricciones legales contra la reelección presidencial vulneraban su derecho a ser elegido y del pueblo a elegirlo.

Fuerzas opositoras y plataformas ciudadanas han rechazado la decisión del Constitucional, mientras que el oficialista Movimiento al Socialismo (MAS) ya ha proclamado a Morales como su candidato a los comicios de 2019.

El oficialismo defiende que el actual presidente debe seguir gobernando hasta 2025 para celebrar ese año el bicentenario de la independencia alcanzando una serie de metas económicas y sociales trazadas en la llamada “Agenda patriótica”.

En la sesión parlamentaria, García Linera sostuvo que en la actualidad “no hay otra opción” para el país y “la única alternativa de futuro digno y gratificante” es la “plurinacionalidad, la soberanía y la Agenda Bolivia 2025”.

“Si hay algo distinto es el precipicio del regreso a un neoliberalismo zombi, decrépito, que como lo está mostrando en los países vecinos está destruyendo las economía, elevando en 500 % las tarifas de la gua, la luz, el gas, congelando salarios, reduciendo derechos y volviendo a privatizar las riquezas públicas”, señaló.

El discurso de Morales en esta fecha es más breve y menos detallado que el que ofrece cada 22 de enero, día en que se conmemora la creación del “Estado Plurinacional”. EFE




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.