(Foto EFE)
COMPARTE

Decenas de miles de personas se manifestaron este domingo en Rabat contra la decisión de Estados Unidos de reconocer a Jerusalén como capital de Israel, en la que probablemente es la manifestación más grande de las celebradas estos últimos días en el mundo árabe.

La manifestación había sido convocada por dos ONG pro palestinas, pero a ella se adhirió la totalidad de los partidos políticos parlamentarios y también la organización islamista Justicia y Caridad (ilegal pero tolerada), que aportó el mayor número de manifestantes, como sucede cada vez que salen a las calles.

La agencia oficial MAP cifró la asistencia en cientos de miles de personas, pero diversos observadores consultados por Efe coincidieron en que la asistencia sería en torno a 50 mil  personas, lo que de todos modos es muy poco habitual en Rabat, aunque sea inferior a otras marchas pro palestinas celebradas en la capital.

El tono fue más festivo que de indignación con Estados Unidos, que en los pasados días había pedido a sus ciudadanos en Marruecos que extremaran sus precauciones en sus desplazamientos por la posibilidad precisamente de protestas anti americanas.

Sin embargo, los gritos más hostiles contra Estados Unidos se quedaron en América sionista o América enemiga de los pueblos junto a espontáneos Muerte a Israel, mientras que el lema más escuchado y promovido por los organizadores fue El pueblo quiere la liberación de Palestina.

Las autoridades y la policía dieron todas las facilidades a los manifestantes, que esta vez estaban en consonancia con la actitud del rey Mohamed VI, que el pasado jueves convocó a la Encargada de Negocios de EEUU para entregarle una carta de protesta a Trump.

Aunque los organizadores habían convenido en una coordinación previa que los lemas serían exclusivamente civiles y no religiosos, las masas movilizadas por los islamistas, que eran de lejos las más numerosas, gritaron en numerosas ocasiones “Alahu Akbar” (Alá es grande) y otros cánticos religiosos.

Las manifestaciones pro palestinas son siempre muy seguidas en Marruecos, ya que cuentan con el apoyo de la práctica totalidad de la clase política, lo que no sucede con las protestas por motivos internos.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.