Delincuente
(Foto referencial /cortesía)
COMPARTE

En el Cementerio Municipal de Miranda cayó abatido el cuerpo de un presunto delincuente, tras un enfrentamiento con funcionarios de la Policía Municipal el pasado domingo.

Tenía 18 años y respondía al nombre de Angelo Aguilar. Su cuerpo quedó tendido entre unas tumbas, en donde minutos antes había accionado su revólver, calibre 3,57 marca Ruger contra los policías, quienes tras percatarse que Aguilar no respetaba la voz de alto abrieron.

El presunto delincuente fue llevado a un Centro de Diagnóstico Integral, donde murió. Este enfrentamiento se suscitó mientras los uniformadas realizaban labores de patrullaje en el campo santo, en la calle Anzoátegui, sector 23 de Enero. La actitud sospechosa del joven lo delató.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.