Sierra de Lema
Bosque de Sierra de Lema. Foto cortesía: Correo del Caroní

Laura Clisánchez/Correo del Caroní

Operadores turísticos y activistas ambientales denuncian la deforestación del bosque Sierra de Lema, en el que está incrustada la Piedra de la Virgen, monumento natural puerta de entrada al Parque Nacional Canaima y sus tepuyes sagrados.

Los denunciantes piden una declaración y acción contundente por parte de la autoridad competente, en este caso, el Ministerio para el Ecosocialismo (Minec), otrora Ministerio del Ambiente.

Odimar López, directora de la Cámara de Turismo del estado Bolívar y operadora turística, denunció que esta deforestación ocurre desde finales del año pasado. Los responsables talan los árboles para construir barracas aledañas a los asentamientos mineros de Las Claritas y el kilómetro 88.

“Contamos más de 100 troncos deforestados a la orilla de la carretera (troncal 10) que, según fuentes, fueron transportados por un camión en la noche”, reportó López.

Sierra de Lema
Según testimonios, los responsables talan los árboles en la zona protegida para construir barracas aledañas a los asentamientos mineros de Las Claritas y el kilómetro 88. Foto cortesía: Correo del Caroní

“Si dejamos que este tipo de acciones sigan ocurriendo, el bosque va a desaparecer, así como toda la biodiversidad que hay ahí, desde animales hasta plantas endémicas. Luego, en 10 años, ¿qué vamos a tener?”, alertó.

Integrantes de la iniciativa ciudadana Guardianes del Bosque, en Santa Elena de Uairén, introdujeron una denuncia formal ante la Fiscalía 12 del Ministerio Público con competencia en Defensa Ambiental el pasado 24 de enero.

“Tuvimos varias advertencias de que eso estaba sucediendo desde finales del año pasado. Piedra de la Virgen y parte de Sierra de Lema hacen parte del cinturón de protección del Parque Nacional Canaima. Hablamos con autoridades indígenas, y formalizamos la denuncia”, declaró Morelia Morillo, vocera y fundadora de Guardianes del Bosque.

La Piedra de la Virgen es la cara más visible del Parque Nacional Canaima, que es además una zona protegida por la ley, debido a la fragilidad del ecosistema y su biodiversidad.

La tala indiscriminada se extiende

En el Ministerio Público reposan otras dos denuncias sobre la deforestación en Sierra de Lema, bosque tropical virgen que forma parte del sector oriental de Canaima.

Las ramas y troncos dispuestos en un costado de la troncal 10 son evidencia de las denuncias de la población, activistas y operadores turísticos.

Hasta el momento no se sabe con precisión quiénes son los responsables de la tala, ni con qué finalidad lo hacen. 

La deforestación ocurre cuando hay una tala indiscriminada en determinado territorio. La consecuencia directa de esto es que el suelo pierde su capa vegetal o masa forestal.

Esto ocasiona, entre otras cosas, alteraciones en el ciclo del agua (los árboles atraen la lluvia). El agua siempre estará cerca de las áreas donde haya vegetación.

Si la pérdida de capa vegetal no se reforesta, el suelo pierde sus propiedades y ocurre lo que especialistas llaman desertificación. Y en consecuencia, pérdida de biodiversidad.

Periodismo en Alianza




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.