Zulia
Foto cortesía Una Ventana a la Libertad.

Según informó la ONG Una Ventana a la Libertad (UVL), desde los patios del Centro de Arrestos y Detenciones Preventivas de San Carlos de Zulia, municipio Colón del estado Zulia, se mantiene, desde el viernes 22 de abril de 2022, una protesta pacífica para denunciar un brote de tuberculosis en las diferentes áreas del penal y exigir la intervención de la Comisión Presidencial para la Revolución Judicial.

De acuerdo con la información presentada por la organización, un equipo de médicos del Servicio Nacional de Medicina y Ciencias Forenses (Senamecf) evaluó a 426 internos el 21 de abril de 2022, a solicitud de Miguel Fernández, fiscal provisorio 75 del Ministerio Público.

Extraoficialmente, se informó que durante la jornada de salud se conoció que había un detenido en el Hospital General de Santa Bárbara de Zulia en condiciones graves y dentro de las instalaciones solo había dos reclusos con tuberculosis con tratamiento, en condiciones “regulares”. Además se detectaron dos casos de esquizofrenia y cuatro embarazadas.

“Tenemos una pandemia de tuberculosis crónica y nuestros compañeros están padeciendo. Hace ocho días falleció el señor Nelson Fernández y no nos están dando pronta respuesta a la situación que se está viviendo de hacinamiento. Les recuerdo que este es un centro de arresto construido para 80 personas y tenemos un hacinamiento de 530 presos en este recinto”, denunció uno de los voceros de los privados de libertad, a través de un video que publicó UVL en la red social Twitter.

El líder de cada patio hizo un llamado a los legisladores de la Asamblea Nacional, al diputado Pedro Carreño, al presidente Nicolás Maduro y al diputado Diosdado Cabello. Desde el pabellón A, el vocero detalló que el 21 de abril de 2022 se instaló una mesa técnica en el penal para conocer la situación de salud y judicial de cada privado de libertad.

De no obtener respuesta en las próximas horas, los detenidos amenazan con una huelga de hambre. “Ya basta que jueguen con nuestras vidas. Somos seres humanos, nos duele que nuestras familias, nuestros, nuestras sean extorsionados”.

Las protestas dentro del retén de San Carlos comenzaron, el 7 de abril de 2022, tras el fallecimiento de Nelson José Fernández Rodríguez, quien murió en el pabellón A tras sufrir una desnutrición severa, complicada con tuberculosis y un edema pulmonar. Sus compañeros retuvieron el cadáver dentro del penal hasta que se acercó una comisión de la Secretaría de Seguridad y Orden Público de la región, cuyo vocero gestionó junto con la Alcaldía de Colón la recuperación del área de enfermería del retén.

El malestar se mantiene hasta la actualidad, los detenidos denuncian la existencia de al menos otros 25 casos de tuberculosis, que no han sido confirmados por la falta de recursos para exámenes médicos en clínicas.

Nota de Prensa




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.