(Foto Referencial)

El diputado de la Asamblea Nacional (AN), Héctor Cordero, denunció que el negocio carcelario que se mantiene en Venezuela está vinculado a integrantes de la administración de Maduro y a funcionarios de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB).

Cabe destacar que, según el Observatorio Venezolano de Prisiones, se necesita al menos $2.600 para el mantenimiento de un preso dentro de una cárcel.

La inflación también llegó a los centros de penitenciarios. Eso no solo se necesita para estar en una celda un poco privada y con seguridad, sino que hay todo un baremo de pagos que incluye ir al baño, aceptar visitas o hasta traslado a las audiencias, dijo.

El parlamentario resaltó que el servicio más costoso es el traslado a los tribunales debido a que de eso dependen sus estadías o sus salidas de las prisiones.

Cordero explicó que estas vacunas en las cárceles obligan a los familiares y amigos de los detenidos a delinquir para poder costear los gastos.

Eso desarrolla el hampa fuera de la cárcel, porque esa persona que le cobran esa vacuna debe buscar formas de hacerse de ellos. Eso aumenta el secuestro, la extorsión, mencionó.

Con información del Centro de Comunicación Nacional




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.