UPEL
(Foto Archivo)
COMPARTE

Dayrí Blanco | @DayriBlanco07

Gilber Caro ya no aguanta más. Tras 244 días preso sin que se hayan presentado pruebas de los delitos que se les imputaron, inició la mañana de este lunes una huelga de hambre desde el calabozo del Centro de Formación del Hombre Nuevo “Libertador”, ubicado en Tocuyito, para exigir su traslado a Ramo Verde, luego de que sus abogados y familiares han  denunciado en reiteradas oportunidades las torturas a las que ha sido sometido.

A través de una carta escrita por él mismo, el diputado informó su decisión. Dijo que es un preso político especial para el Gobierno que ha sido discriminado al ser aislado del resto de la población carcelaria. Amenazó con coserse los labios si no atienden su solicitud.

Ramón Carmona, su abogado defensor, denunció recientemente que Caro se encuentra en una celda de dos metros cuadrados, no le permiten ni ver la luz del día, le pasan la comida por debajo de la puerta, está sin energía eléctrica, y hasta le prohíben asomarse por la ventana del calabozo del que no sale porque no le dejan mantener contacto con ningún otro reo del lugar. “Las leyes indican que 15 días de aislamiento puede considerarse como castigo, si excede ese lapso se trata de tortura blanca”.

Esa situación fue alertada ante la juez sexta en funciones de control militar en Carabobo, Luz Mariela Santafé, quien lleva el caso, pero no han logrado que se de efectiva la petición de traslado del diputado al Centro Experimental de Recreación y Reclusión (Cerra) ubicado en el estado Aragua, o al Centro Nacional de Procesados Militares (Cenapromil) de Ramo Verde, ya que donde se encuentra es un sitio de aprehensión de personas con sentencia firme, y él aún espera por la audiencia preliminar, donde su abogado podrá presentar los alegatos a su favor.

Caro fue detenido el 11 de enero mientras transitaba con su pareja, Steyci Escalona, en la Autopista Regional del Centro, por funcionarios del Servicio Bolivariano de Inteligencia Militar (Sebin). Ambos fueron privados de libertad por traición a la patria, instigación a la rebelión y sustracción de efectos militares. El diputado estuvo en un calabozo de la 41 Brigada Blindada de Carabobo por 10 días desde su aprehensión, de ahí fue trasladado a la cárcel 26 de Julio de Guárico sin haber sido imputado, el 8 de mayo lo llevaron a la celda de Tocuyito en la que se encuentra, y el 1 de junio fue presentado ante el tribunal militar que lo privó de libertad. Aún no se ha celebrado la audiencia preliminar en la que sus abogados tienen la oportunidad de presentar sus alegatos par probar su inocencia.

 




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.