(Foto AFP)
COMPARTE

Integrantes del movimiento social dominicano Marcha Verde manifestaron este domingo para exigir que se cancele la construcción de una central termoeléctrica en el sur del país por la empresa brasileña Odebrecht, inmersa en escándalos de corrupción en numerosos países de América Latina.

Unos 500 manifestantes hicieron una caravana entre las localidades de Baní y Punta Catalina (sur) para pedir al presidente Danilo Medina la anulación del contrato con Odebrecth y leyeron un documento en el que solicitaron además “la expulsión del territorio nacional de la multinacional mafiosa”.

Reclamaron que sea otra empresa la que culmine el proyecto y que las plantas se modifiquen para usar gas natural en lugar de carbón, como está previsto.

Los manifestantes exigieron que los funcionarios y los ejecutivos de Odebrecht involucrados en el proyecto sean procesados judicialmente.

“Punta Catalina es el cuerpo del delito. Es el fango más grande del lodazal de la corrupción e impunidad”, señala el documento.

Según la Corporación Dominicana de Empresas Eléctricas Estatales, el proyecto contempla la construcción de dos unidades de generación eléctrica. “Cada una tendrá su propia caldera a carbón pulverizado”.

Marcha Verde realizó el 16 de julio una marcha en Santo Domingo en la que miles de dominicanos exigieron que se procese a Medina por supuestamente obstruir a la justicia en el escándalo de sobornos de Odebrecht.

La constructora brasileña admitió el pago de 92 millones de dólares en sobornos en República Dominicana para que le adjudicaran obras.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.