Walter Alcides Silva y Jesús Manuel Guevara Silva. asesinados. (Cortesía)

Justicia piden los familiares de los dos jóvenes víctimas de un doble homicidio, ocurrido el pasado lunes 15, cerca de las invasiones Monte Sión en Naguanagua.

Yovani Delgado, tía de los muchachos, asegura que eran personas trabajadoras y honestas, por lo que su muerte no puede quedar impune.

Jesús Manuel Guevara Silva de 22 años y Walter Alcides Silva de 25, eran primos. El primero estudiaba tecnología automotriz en el IUTI, pero dejó la carrera por la situación del país y se puso a trabajar vendiendo cambures.

El segundo vivía en Trujillo, aunque vino a Valencia a buscar su cédula de identidad que había tramitado hace seis meses. Se quedó en casa de una tía y se puso a trabajar con su primo.

El día del hecho los jóvenes luego de trabajar se fueron a un gimnasio y cuando regresaba ya de noche, fueron atacados por desconocidos con una mandarria y un destornillador.

Los golpearon hasta dejarlos muertos.

En el sitio quedó la mandarria, el destornillador y la camisa de uno de los victimarios.

“Estás evidencias pudieran servir para resolver el asesinato”, dijo la tía.

Los familiares solo tienen referencia de que Jesús decía que tenía 70 dólares, pero ya los había entregado a un proveedor.

El otro motivo del ataque pudiera haber sido una venganza por parte del novio de una joven que este cortejaba.

Los familiares de los muchachos esperan que el funcionario del Cicpc, José Benaventa, encargado de la investigación, logre aprehender a los asesinos.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.