Viajeros deben pasar penurias para viajar en estas navidades. (Foto: Ángel Chacon)
COMPARTE

Los temporadistas están sufriendo una larga agonía desde que llegan al terminal de Valencia en el Big Low Center, hasta que parten a su destino.

Desde que los conductores anunciaron el aumento de pasajes sin autorización por parte del Gobierno que aplicaron a partir del lunes 12 de diciembre, inició también el desorden y el desespero en las personas que desean viajar en la época decembrina.

Todos los autobuses se encuentran en las afueras del terminal, dejando desolado sus instalaciones. (Foto: Ángel Chacon)
Todos los autobuses se encuentran en las afueras del terminal, dejando desolado sus instalaciones. (Foto: Ángel Chacón)

Los autobuses para los distintos destinos están a las afueras del terminal. Los colectores gritan los lugares a los que se dirigen mientras cargan pasajeros. Se arman colas de carros, y las personas van de un lado a otro hasta conseguir su ruta.

En la parte interior del recinto la situación es la misma. Los temporadistas compran los tickets de viaje a vendedores que están en el terminal a precio nuevo, y al momento de cargar, deben salir con sus maletas y buscar los autobuses.

Marielis Cedeño viajó con sus dos hijos y madre desde Puerto Ordaz a Valencia y tuvo que esperar para salir a Maracaibo, que era su lugar de destino.

El pasaje de Puerto Ordaz al terminal costó 10 mil bolívares. Para Maracaibo le salió en 8 mil. Cedeño tuvo que caminar con maletas y niños en brazos preguntando el precio del pasaje.

Fredy Castillo pagó 8 mil bolívares para viajar a Maracaibo, estaba cerca de Marielis Cedeño. Comenzó la espera desde las 3:00 de la tarde, pero según vendedores el autobús salía a las 5:00 de la tarde.

María Carreño dijo que hace un mes fue a Caja Seca en el estado Zulia. El pasaje le costó 5 mil bolívares y ahora le estaban pidiendo 10 mil. Viajaba con su esposo e hija.

En la taquilla hacia San Fernando de Apure, una vendedora que prefirió mantener su nombre oculto, comentó que ella trabaja para una empresa de viaje autorizada por el terminal. Reveló que el precio del pasaje es de 2 mil 700 bolívares, “es el costo reglamentario; en las taquillas solo se pueden vender tickets con el valor legal aceptado por el Gobierno”.

Beatriz Cedeño contó que el pasaje a Puerto La Cruz le costó 8 mil bolívares en taquilla, y afuera conductores le estaban cobrando 9 mil.

Cedeño se sintió confundida. Consideró que el precio del pasaje está elevado, pero no sabe si por comprarlo en taquilla es el monto autorizado o son los mismos vendedores que están ofreciendo pasajes a sobreprecio.

Su padre es de la tercera edad y tuvo que pagar el mismo precio por el pasaje.

Para San Cristóbal el pasaje no autorizado está en 9 mil bolívares y para Caracas en 2 mil 800 bolívares.

Personas aguardan la salida de su ruta dentro de las instalaciones del terminal. (Foto: Ángel Chacon)
Personas aguardan la salida de su ruta dentro de las instalaciones del terminal. (Foto: Ángel Chacón)



Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.