Una manta raya / Foto: EFE/Jose Manuel Vidal

Ecuador es el hogar de la población más grande del mundo de manta rayas oceánicas, según un estudio científico que tuvo más de catorce años de duración, informó este lunes la WWF Ecuador.

El estudio “Demografía y dinámica de la población conocida más grande del mundo de manta rayas oceánicas Mobula birostris en la costa de Ecuador”, identificó que 2.800 individuos de esa especie visitan periódicamente la costa de Ecuador, convirtiéndose en el lugar con la mayor agregación de manta rayas oceánicas del mundo.

Según modelos y predicciones se estima que este número podría llegar a más de 22.000 individuos, indica un comunicado de la WWF.

Pez con el cerebro más grande

Esta especie emblemática es el pez con el cerebro más grande y llega a medir hasta 8 metros de ancho, formando parte de la denominada megafauna marina, en la que también se encuentran otros animales que habitan el mar ecuatoriano como los tiburones ballena, ballenas jorobadas y peces luna, señala.

Además de imponentes, son importantes bioindicadores de la salud de los océanos, pero se encuentra en la lista roja de la IUCN como una especie “En Peligro”.

Gigantes del pacífico

El estudio fue liderado por el biólogo marino ecuatoriano, Michel Guerrero, director del Proyecto Mantas Ecuador (PME), en colaboración con la organización internacional Manta Trust.

Estos gigantes del pacífico son atraídos por la gran cantidad de nutrientes y las estaciones de limpieza.

“El inicio de temporada en la que llegan estos individuos a las costas ecuatorianas se ve marcada por la llegada de la corriente fría de Humboldt, durante junio, cuando ésta corriente golpea la plataforma continental en el norte de Perú, sur de Ecuador, crea una corriente ascendente que trae gran cantidad de nutrientes”, explica.

La mayor cantidad de individuos fueron fotografiados en la Isla de La Plata, provincia de Manabí.

El estudio también registra que alrededor del 60 % de las manta rayas observadas presenta daños causados por actividades humanas, la mayoría debido a encuentros con redes, anzuelos, nylon, entre otros.

Una parte de la extensa investigación contó con el apoyo del proyecto “Gigantes del Pacífico”, financiado por el Ministerio Federal de Cooperación Económica y Desarrollo de Alemania (BMZ), y ejecutado por WWF Ecuador.

Mediante este proyecto se colocaron 15 marcas satelitales y 30 acústicas en manta rayas, que sirvieron para identificar los patrones de movimiento y hábitos dentro de estas aguas.

Se evidenció que las manta rayas oceánicas viajan tanto en dirección sur, al Perú, así como hacia el oeste a través de la cordillera marina de Carnegie hacia las Islas Galápagos, detalla.

Esto evidencia una conectividad entre estas regiones y la zona costera de Ecuador, ratificando la importancia de salvaguardar los corredores marinos para garantizar la conservación.

Protección y conservación

La Mobula birostris está protegida en Ecuador a través de un acuerdo ministerial emitido por la Subsecretaría de Recursos Pesqueros.

Este descubrimiento acarrea una gran responsabilidad para el país en trabajar de manera integral con las comunidades costeras y autoridades, así como liderar acuerdos regionales que aseguren su conservación, a través de mecanismos que brinden una protección a largo plazo para estas especies.

Además de las amenazas humanas, la propia biología de las manta rayas las hacen vulnerables.

Al igual que sus parientes cercanos, los tiburones, tienen un crecimiento lento, alcanzan la madurez sexual tardíamente, y tienen muy pocas crías.

Ecuador es un sitio estratégico para asegurar su conservación, y el estudio publicado por el PME, ratifica la necesidad de adoptar medidas que aseguren la protección de estos “inofensivos y amables gigantes”, menciona Pablo Guerrero, director de Conservación de Paisajes Marinos de WWF-Ecuador.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.