EE.UU. supera los 3 millones de casos de COVID-19, pero inicia su salida de la OMS
/ Foto: Cortesía

La pandemia del coronavirus no cede en Estados Unidos que superó la barrera de los 3 millones de casos este miércoles, un día después de que el gobierno de Donald Trump anunciara que inició el proceso formal para sacar al país de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Estados Unidos es el país más afectado por el coronavirus, con más de 131 mil fallecidos, seguido de Brasil, cuyo presidente, Jair Bolsonaro, cuestionó desde un principio las medidas para aplacar la pandemia y el martes informó que estaba contagiado.

En Brasil, la pandemia ha dejado más de 66 mil muertes y 1,6 millones de contagios, pero pese a los datos, tanto Trump como Bolsonaro han continuado criticando las medidas de confinamiento.

El hecho de estar enfermo no cambió la actitud desafiante ante la enfermedad Bolsonaro. “Gracias a Dios, viviré aún mucho tiempo”, tuiteó este miércoles el mandatario, tras defender una vez más el uso de la polémica hidroxicloroquina para tratar la enfermedad.

Melbourne reconfinada por aumento de casos

En tanto, la ciudad australiana de Melbourne se preparaba este miércoles para volver al confinamiento para intentar aplacar la curva de contagios en un momento en que hay cerca de 100 nuevos casos diarios.

Mientras en Europa surgen indicios de que volver a imponer medidas restrictivas muy estrictas va a ser difícil, ya que en Serbia miles de personas protestaron contra el toque de queda y Francia descartó que en caso de una segunda ola se vuelva a imponer un “confinamiento total”.

En todo el mundo, el virus ha infectado a casi 12 millones de personas y ha dejado más de 545 mil fallecidos desde que fue detectado por primera vez en China a finales de 2019.

Récord de infecciones

En Estados Unidos, el brote pasó desapercibido y a principios de febrero sólo se contabilizaban un puñado de casos, pero el 28 de abril el país tenía más de un millón de cuadros clínicos y el 11 de junio ya eran dos millones, según un balance de la AFP, en base a cifras oficiales.

El martes, Estados Unidos batió un nuevo y triste récord de infecciones: 60 mil en 24 horas.

El infectólogo y experto asesor de la Casa Blanca, Anthony Fauci, advirtió que el país todavía está “hasta el cuello” en la crisis, pasando recién la primera ola, pero Trump expresó el martes su desacuerdo y afirmó que Estados Unidos está en una “buena posición”.

En el contexto de la pandemia, el gobierno estadounidense anunció que va a revocar las visas de los estudiantes extranjeros cuyas escuelas enseñen exclusivamente de forma virtual en el próximo curso. Pero la prestigiosa Universidad de Harvard y el MIT interpusieron este miércoles un recurso judicial para bloquear la revocación.

La crisis sanitaria que no cede no impidió que Washington iniciara su proceso da retirada formal de la OMS, tal y como había anunciado Trump, quien reprocha a la institución su cercanía a China.

Estados Unidos es el principal donante de la OMS y su salida supone un duro golpe para el funcionamiento de la organización de la ONU, que perderá unos 400 millones de dólares anuales.

La retirada será efectiva en un año, el 6 de julio de 2021. Pero Joe Biden, el rival demócrata de Trump en las presidenciales de noviembre, aseguró que, si es elegido, mantendrá al país en la OMS.

Sin mascarilla

Los expertos han criticado a Estados Unidos y a Brasil por la propagación del virus, al no alentar medidas como un distanciamiento social riguroso.

Incluso al anunciar que estaba contagiado, Bolsonaro se quitó la mascarilla para mostrar su rostro ante la prensa.

Este gesto provocó que la asociación de prensa brasileña (ABI, por sus siglas en portugués) denunciara la actitud del mandatario, quien, sabiendo que está enfermo, no respeta las normas de seguridad y pone en peligro la vida de los reporteros.

Bolsonaro ha participado en varios eventos públicos sin usar mascarilla y ha criticado las medidas de aislamiento social impuestas en varios estados debido a su funesto impacto económico.

La guerrilla pide tregua en Colombia

El coronavirus castiga duramente a América Latina y el Caribe, que superó el martes los tres millones de contagios y las 132 mil muertes en esta pandemia.

En Colombia, el ELN, la última guerrilla reconocida en el país, propuso al gobierno de Iván Duque un alto el fuego bilateral por tres meses ante la magnitud de la emergencia sanitaria.

Mientras en Bolivia siete presos de la hacinada cárcel de la ciudad de La Paz fallecieron esta semana presuntamente a causa del nuevo coronavirus, según las autoridades.

Y en Chile, se superaron los 300 mil contagios el martes, pero también se confirmó una tendencia a la baja que llevó a las autoridades a planear un cauteloso desconfinamiento.

En diversas partes del mundo, la flexibilización de las restricciones ha traído consigo rebrotes. Zonas de Chile, Estados Unidos, España o Australia son algunos ejemplos.

Y las consecuencias, previsibles o completamente inesperadas, de esta pandemia no se detienen. En Sudáfrica, donde la mayoría de escuelas están cerradas por el coronavirus, decenas de miles de niños pueden comenzar a pasar hambre, ya que la única comida completa y caliente del día era la que recibían en los colegios.

© Agence France-Presse




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.