(Foto Cortesía)

El Departamento de Estado de EE.UU. levantó hoy la orden de salir de Venezuela a los familiares del personal de su embajada en Caracas y permitió su regreso al país caribeño, aunque reiteró la advertencia por crímenes violentos y persistente escasez de alimentos y medicamentos.

“A partir del 23 de octubre de 2017, la ordenada salida de familiares del personal del Gobierno de EE.UU. destinado en la embajada de Caracas y la autorizada del personal empleado directo ha sido levantada, lo que permite que los empleados del Gobierno estadounidense y sus familias retornen a Venezuela“, señaló la nueva alerta de viaje, que sustituye a la emitida a finales de julio.

En el documento no se especifica, sin embargo, las razones para la suspensión de esta medida.

El Gobierno estadounidense agregó que la situación política y de seguridad en Venezuela es impredecible y puede cambiar rápidamente, y advierte de los habituales enfrentamientos violentos entre manifestantes progubernamentales y opositores.

“Estos choques resultaron en numerosas heridas graves y muertes, incluidas unos 160 muertos entre abril y agosto. Ciudadanos estadounidenses han sido arrestados, detenidos y robados mientras estaban cerca de estas protestas”, subraya el Departamento de Estado.

El Gobierno del presidente estadounidense, Donald Trump, ha elevado la presión sobre el Ejecutivo venezolano de su homólogo, Nicolás Maduro, con la imposición de varias rondas de sanciones económicas y de viaje a EE.UU. a funcionarios gubernamentales.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.