Inmigrantes a bordo del 'Open Arms' / Foto: Carlos Gil (GETTY IMAGES)

El “Open Arms”, el barco de la ONG española del mismo nombre, ya puede volver a las aguas del Mediterráneo central para continuar con sus labores de rescate de personas, tras pasar dos meses y medio bloqueado en puerto por las autoridades italianas, anunció hoy Oscar Camps, fundador de la organización.

“El #OpenArms está libre, dos meses y medio después de un bloqueo administrativo sin sentido, queda libre…”, escribió Camps en las redes sociales en referencia al tiempo que el barco ha permanecido amarrado en el puerto de Pozzallo (Sicilia, sur de Italia).

La embarcación permanecía en situación de “inmovilización administrativa” desde el pasado 16 de abril, cuando la Guardia Costera notificó que habían encontrado “graves deficiencias de seguridad para la navegación”, aunque la ONG lo considera una medida destinada a evitar el rescate de migrantes.

Los inspectores que volvieron a bordo ayer comprobaron que se habían corregido las deficiencias detectadas, por lo que se desbloqueó el buque, una situación que “ha sido posible gracias al diálogo constante entre la Comandancia General y España, Estado abanderado de ‘Open Arms'”, según la Guardia Costera.

“Italia interpreta a su manera y en su propio interés la aplicación de las inspecciones ‘Port State Control’, que van dirigidas a barcos con fines comerciales, no es el caso de los barcos con fines humanitarios”, aseguró por su parte Camps, quien lamentó en un comunicado que lo haga de forma “indiscriminada” y “contradictoria”.

El fundador de la ONG explica que si bien la Guardia Costera reconoció en noviembre de 2020 que el “Open Arms” tenía “los certificados adecuados para labores de rescate”, en la siguiente y “rigurosísima” inspección realizada “dejarán de ser válidos”, justo el día que se abría juicio oral al exministro del Interior italiano, Matteo Salvini, por supuesto secuestro de personas por no dejar desembarcar a inmigrantes de ese barco.

“Las presuntas deficiencias fueron todas desmontadas inmediatamente y por escrito por la administración española (Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda urbana)”, añade Camps, para quien el resultado de las inspecciones es claro: “Cientos de muertos en el Mediterráneo cuando Italia mantiene bloqueados 5 barcos humanitarios mientras renegocia los acuerdos económicos con las milicias libias”.

El Mediterráneo Central se había quedado sin barcos de las ONG que salvan inmigrantes desde el pasado día 18, cuando Italia sometió a una cuarentena de dos semanas a la nave “Geo Barents”, de Médicos Sin Fronteras (MSF), tras el desembarco de 410 personas.

Esa era la única embarcación que patrullaba las aguas que cruzan los inmigrantes desde las costas africanas de Libia o Túnez para alcanzar suelo italiano y europeo, pues, además del “Open Arms”, las autoridades italianas mantienen bloqueados por presuntas irregularidades otras cuatro naves humanitarias: la “Sea Eye 4”, el “Alan Kurdi” y los “Sea Watch” 3 y 4.

EFE




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.