Periodistas asesinados en Venezuela. (Foto Cortesía)

El secretario general del Colegio Nacional de Periodistas (CNP), seccional Caracas, Edgar Cárdenas, presentó el reporte correspondiente al mes de octubre, donde denuncia 33 nuevas agresiones a periodistas y medios que elevan a 309 el número de ataques contra la prensa en lo que ha transcurrido del año.

Durante la cuarentena por el Covid-19 decretada por el gobierno de Maduro, han ocurrido 220 agresiones.

Cárdenas reitero que “las agresiones a periodistas y el hostigamiento a los medios representan las pretensiones del gobierno por imponer la censura y criminalizar la opinión para instaurar el silencio informativo”.

Cifras de agresiones.

El documento elaborado por el Observatorio de Seguimiento de Agresiones a Periodistas y Medios del CNP Caracas, detalla que en el pasado mes de octubre se registraron:

Detenciones arbitrarias 5
Decomiso de equipos 2
Cierre emisora de radio 1
Amenazas 1
Hostigamiento 6
Intimidación 6
Bloqueo de medios digitales 11
Borrado de información 1

Total 33 nuevas agresiones

Los responsables de las agresiones fueron:

GNB 22,55 %
Desconocido 2,94 %
Sebin 14,7 %
Policía Regional 5,88 %
Civiles afectos a oficialismo 2,56 %
Dgcim 2,94%
Conatel 2,94%
Funcionario de alto rango 9,82 %
Jefe Seguridad Organismos gubernamentales 2,56 %
CANTV 32,35%

Caso Roland Carreño

El dirigente gremial calificó de muy grave la detención del periodista Roland Carreño. “No solo fue una detención arbitraria sino una desaparición forzada”. Este caso demuestra un proceso amañado donde se violó el debido proceso y derechos humanos fundamentales.

Las informaciones sobre el caso, proporcionadas por algunos personeros públicos representan una violación a la reserva del proceso. Es inconcebible altos funcionarios hagan aseveraciones sobre una investigación en curso

Desde el CNP seguiremos denunciando que este es un proceso arbitrario, injusto y violatorio de los derechos humanos.

Trabajadores de la prensa con juicios abiertos en tribunales.

Los comunicadores Ana Belén Tovar, Eduardo Galindo, Elides Rojas, Braulio Jattar Alonso, Jesús Medina Elaine, Darvinson Rojas, Arnaldo Sumoza, Otilio Rodríguez y Luis Carlos Díaz; permanecen con juicios abiertos en los tribunales venezolanos y deben ser liberados a la brevedad porque no han cometido delito alguno.

Para el Secretario General del CNP Caracas, ” desde el gobierno se mantiene una política arbitraria en contra de periodistas y demás trabajadores de la prensa a quienes se les dictan medidas judiciales, sin causa, sin condena ni juicio y en violación al debido proceso, solo por cumplir con su labor de informar”.

El uso del poder judicial para perseguir la libre difusión de información afecta el trabajo que deben cumplir comunicadores y medios, vulnerando el derecho a informar y estar informados.

El representante del CNP exigió libertad plena para los comunicadores a quienes se les sigue juicio según su opinión, por cumplir con la labor de informar.

Los gobiernos democráticos están obligados a promover, defender y proteger los derechos humanos, donde debe existir equilibrio, justicia, bajo el respeto de la constitución nacional, demás leyes de la República así como los acuerdos internacionales, finalizó Cárdenas.

En Venezuela los periodistas son víctimas de amenazas y se les detiene en forma arbitraria. Por órdenes del régimen son acusados de instigación al odio y de terroristas, incluso hasta por informar sobre una protesta de agua, mientras los cuerpos policiales se han convertido en los verdugos de la prensa libre, reclamó el dirigente gremial.

 










Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.