Este miércoles 20 de noviembre pacientes, familiares, enfermeras, personal médico y obreros del hospital infantil José Manuel de los Ríos, participaron en una protestar para condenar que hoy, al cumplirse 30 años de la aprobación de la Convención de los Derecho del Niño por parte de las Naciones Unidas, los niños, niñas y adolescentes venezolanos son los menos beneficiados.

Desde las afueras del centro de salud, Katherine Martínez directora de la ONG Prepara Familia, denunció una vez más el incumplimiento de las medidas cautelares dictadas por la Comisión Interamericana de los Derechos Humanos (CIDH) a favor de los pacientes de 13 servicios, incluidos cardiología, hematología, nefrología, neurología pediátrica y neumonología, reseñó Tal Cual.

Explicó que la administración de Nicolás Maduro no ha dado respuesta a ninguna de las exigencias de la CIDH, que tienen como objetivo velar por el derecho a la vida y salud de los más chamos.

Detalló que hoy en día el J.M de los Ríos recibe un mayor número de pacientes provenientes del interior del país. Estos llegan a Caracas buscando una solución a su diagnóstico que no ha podido ser dada en su estado de origen, debido a la misma escasez de insumos hospitalarios, de medicamentos y de personal capacitado en los centros de salud estatales.

Es por ello que Martínez denunció una vez más las deplorables condiciones del hospital, donde los recursos cada vez son menos, lo que advirtió ocasionará el cierre de servicios.

Estos señalamientos fueron respaldados por el médico y Jesús Soto, quien alertó sobre un posible cierre del servicio de cardiología para finales de este año, de no ser atendidas las emergencias que este presenta. Indicó que en la actualidad el espacio no cuenta con suficiente personal capacitado, tampoco tienen los más mínimos insumos para atender a un paciente.

“Esta medida afecta a todos los pacientes cardiópatas que hacen vida en el centro hospitalario y a los futuros pacientes”, subrayó, al tiempo que dijo que también se verán afectados los médicos que tengan la intensión de ser residentes de cardiología, y es que por este año se graduará la última promoción, “hasta que las condiciones nuevamente estén dadas”.

Niñez a la deriva

En una estatua que está a las afueras del JM de los Ríos estaban los zapatos de los más de 20 niños del hospital que han muerto en lo que va de 2019, muchos han fallecido a consecuencia de la falta de insumos otros lo han hecho porque simplemente pudo más la enfermedad.

El padre de Mariangel una de las niñas pacientes de la unidad de oncología del hospital explicaba con angustia las condiciones en las que se encuentra el hospital. “En cuanto al hospital está deteriorado totalmente, tanto así que no tenemos agua, no tenemos reactivo, estamos mal, mal en todos los sentidos” dijo.

A su juicio los derechos de los niños en el país están “por el piso”, incluso aseguró que “un niño no tiene derechos aquí en Venezuela”.

El hombre que cargaba a su hija de solo seis años en sus brazos, contó como minutos antes se acaba de enterar que el hospital no contaba con insumos para que su pequeña recibiera el tratamiento de quimioterapia, “imagínate la impotencia que yo siento al no poder hacer nada”.

Marcos padre de Mariangel hizo un llamado “para que por favor se aboquen a lo que tienen que abocarse, la salud en Venezuela es lo primordial y más la de los niños”.

 

Con información de Tal Cual




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.