COMPARTE

Es normal que cuando el cuerpo necesita comer oigamos cómo una especie de rugido procedente de nuestro estómago. Aunque, los ruidos no solo pueden aparecer cuando estamos hambrientos, también puede ocurrir que, justo después de comer, nuestra barriga empiece a producir sonidos que no paran de repetirse cada cierto tiempo. Estos “gruñidos” pueden ser del todo normales, ya que los produce el organismo cuando está digiriendo y haciendo la digestión de los alimentos que acabamos de ingerir.

Sin embargo, si estos sonidos están acompañados de cierto malestar, es muy probable que estés padeciendo algún trastorno estomacal o intestinal.

Seguimiento de una dieta estricta

Cuando pasamos de un día para otro de llevar un plan alimenticio dónde comemos todo tipo de alimentos, a una dieta demasiado estricta, nuestro organismo no tendrá tiempo para digerir bien y adaptarse a este cambio de nutrición tan brusco. Las dietas alimentarias donde están prohibidos una gran lista de alimentos y, además, también nos restringimos a consumir un determinado número de calorías al día, puede ocasionar que el estómago haga ruidos después de las comidas principales.

Eventualidad, que sucede debido a que, a pesar de que hemos comido, seguimos con el vientre vacío, por lo que el sistema digestivo sigue enviándonos señales de que aún tiene hambre.

Consumo frecuente de bebidas con gas

Cuando comemos, nuestro sistema digestivo se encarga de que los alimentos que hemos consumido pasen desde la boca hasta el ano, para ser procesados y expulsados de forma correcta. Para ello, cuando la comida pasa por el estómago, es mezclada con los jugos gástricos creando un bolo alimenticio. Mientras el sistema digestivo ejecuta este procedimiento, el cuerpo produce gases, los cuales, se aprietan en las paredes del estómago en forma de burbujas hasta reventar y, por eso, escuchamos estos sonidos estomacales.

Sin embargo, cuando consumimos a la hora de comer un exceso de bebidas con gas, la cantidad de burbujas producidas por el organismo, durante el proceso que hemos explicado, aumenta de manera muy considerable. Si escuchamos las tripas más de lo normal, es porque a nuestro cuerpo no le da tiempo a expulsar tantos gases, ya sea a través de eructos o flatulencias, por lo que se encargará de hacerlo el estómago reventado dichas burbujas en sus paredes.

Intolerancia alimentaria

Las intolerancias alimenticias también pueden producir más sonidos después de comer en las tripas. Cuando nos alimentamos de comidas con algún compuesto que el estómago no es capaz de digerir bien, dicho componente se queda más tiempo de lo normal en esta parte de nuestro cuerpo. Cuando sucede, las bacterias que se activan debido a la intolerancia, intentan eliminar ese compuesto nutricional y, para ello, producen más residuos en forma de burbujas o gases dentro de las tripas.

Es por esto que, además de que nos suene más de lo debido el vientre, también podamos tener otros problemas digestivos como pesadez, dolor abdominal o diarrea, entre otros síntomas de la intolerancia.

Ruidos en las tripas después de comer por úlcera gástrica

La úlcera gástrica o péptica es una especie de llaga que aparece en la mucosa que envuelve las paredes del estómago o, también, puede aparecer en el duodeno (primera parte del intestino delgado). Se presenta porque los ácidos estomacales, en lugar de ayudar a digerir los alimentos, provocan daños en estas paredes.

Aunque los síntomas más comunes de una úlcera gástrica son el dolor abdominal y el ardor en el estómago, pueden darse ruidos en el vientre después de comer alimentos que empeoran este trastorno. Sin embargo, cuando es la úlcera la que provoca los sonidos en la barriga, estos suelen ser muy constantes y más fuertes de lo normal.

Síndrome del intestino irritable

El síndrome del intestino irritable es una enfermedad digestiva crónica que se caracteriza por sufrir síntomas como dolor abdominal y una alteración del ritmo intestinal. Es un trastorno muy poco común que puede suceder a cualquier edad y, del cual, no se saben con seguridad las causas que lo provocan.

Las personas que padecen el síndrome del intestino irritable, también suelen tener sonidos en el estómago muy similares a los de la úlcera gástrica. Aunque, la diferencia entre las dos enfermedades, es que en el caso de sufrir este síndrome, los ruidos suelen estar acompañados de dolores en el estómago muy fuertes, en especial, después de comer.

Cuándo acudir al médico

Es necesario saber cuándo hay que acudir al médico cuando existe este problema de sonidos en el sistema digestivo incluso después de haber comido:

Dolor abdominal intenso y/o frecuente

Aerofagia

Exceso de gases

Diarreas y vómitos

Cuando solo sucede con ciertos alimentos

Aparecen síntomas de alergias. (Fuente: http://confirmado.com.ve)

 




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.