La embajada de Venezuela en Colombia designada por el jefe del parlamento, Juan Guaidó, entregó este jueves el decreto de ascenso post-morten a la familia del capitán de corbeta, Rafael Acosta Arévalo, quien murió tras ser torturado en a Dirección de Contra Inteligencia Militar ((Dgcim).

El embajdor de Venezuela en Colombia, Humberto Caldero Berti, nombrado por el presidente (E) Juan Guaidó, hizo entrega del ascenso en un sencillo acto donde estuvo presente la viuda del capitán, Waleska Pérez de Acosta e hijos, y se entonó el himno nacional de Venezuela, reseñó 2001.

El mencionado decreto señala “una manifestación reivindicadora del heroico esfuerzo del ahora Capitán de Fragata Rafael Acosta Arévalo, así como de la gloriosa institución de la Armada Nacional que también pretendieron mancillar con tan ignominioso asesinato”.

Ha pasado más de mes de este suceso que estremeció los cimientos de la sociedad venezolana y de la institución castrense,

El C/C Rafael Acosta Arévalo, murió el pasado 28 de junio bajo custodia por el Estado, encontraba en condiciones tan graves de afectación a su integridad, que el Juez ordenó su inmediato traslado al centro hospitalario más cercano, a escasos metros de la propia Corte Marcial, en Fuerte Tiuna, con carácter de urgencia.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.