Foto: Referencial.

El suizo Roger Federer, cuarto favorito, hizo que se cumplieran los pronósticos y se metió en las semifinales masculinas del Abierto de Miami al vencer este jueves por 6-0 y 6-4 al sudafricano Kevin Anderson, sexto cabeza de serie.

El partido de la fase de cuartos de final no tuvo más historia que ver otra exhibición por parte de Federer, quien a sus 37 años dominó a Anderson en todas las facetas del juego y apenas necesitó de una hora y 25 minutos para estar más cerca del que puede ser su cuarto título en Miami.

La penúltima prueba a superar por el suizo será ante el adolescente canadiense de 19 años Denis Shapovalov, vigésimo favorito, que en 2 horas y 15 minutos de juego derrotó por 6-7(5), 6-4 y 6-3 al estadounidense Frances Tiafoe.

El duelo entre Federer y Shapovalov, 18 años más joven, será el primero que disputen ambos jugadores.

“Lo importante ahora es que conseguí la victoria que deseaba de cara a seguir en un torneo que es tan especial para mí, y más con el estreno de las nuevas instalaciones”, declaro Federer.

“Del duelo con Denis pensaré esta noche, ahora estoy feliz con la nueva victoria y de hacerlo en la pista Stadium del Hard Rock”, agregó.

Federer barrió a Anderson con su tenis demoledor desde el fondo de la pista, un resto impecable, golpes de derechas inalcanzables para el tenista sudafricano de 31 años, que cedió 5 veces su servicio por tan solo una del suizo.

Al final, Federer ganó 68 puntos por 49 de Anderson, que perdió por sexta vez en las 7 que se ha enfrentado al helvético.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.