El Rey Felipe VI. (Foto Efe)

El rey de España agradeció al cuerpo diplomático acreditado en Madrid el “apoyo sin fisuras” que la comunidad internacional ha ofrecido a España ante la “grave crisis” en Cataluña, que “ha puesto a prueba” valores europeos y universales como “la concordia en la diversidad” y el “respeto a la democracia”.

Felipe VI, acompañado de la reina Letizia, ofreció la tercera recepción al cuerpo diplomático de su reinado en un acto solemne celebrado en el Palacio Real con motivo del nuevo año.

Ante unos 300 invitados el rey advirtió, además, de que la Unión Europea afronta “una encrucijada decisiva” que requiere “un liderazgo fuerte”.

Ante el reto del “brexit”, España desea, según dijo, “un acuerdo lo más ambicioso posible” en “libertad de circulación y establecimiento”.

Recordó que España es “un país abierto, plural y comprometido”, que contribuye a “la seguridad colectiva”, a la respuesta a grandes crisis, como las de refugiados y migrantes, y a “un mundo más equitativo y sostenible”.

El monarca subrayó: “Somos, sobre todo, conscientes del valor de la democracia y del Estado de Derecho”.

En este punto, agradeció el apoyo internacional ante “la más grave crisis” afrontada por España en su historia reciente, el proceso independentista ilegal en la región de Cataluña.

Esto ha puesto a prueba valores y principios que son no solo españoles, sino europeos y universales, indicó: la “convivencia”, la “concordia en la diversidad” y el respeto a “la democracia y el Estado de Derecho”.

Sin citar expresamente a Venezuela, ausente en esta recepción, el jefe del Estado español puso de relieve que, en España, Europa y América son “espacios y proyectos compartidos” y “socios que hablan y se respetan, aunque a veces, coyunturalmente, opinen distinto”.

Venezuela no envió a ningún representante a la recepción después de que el Gobierno español expulsara recientemente a su embajador en Madrid como respuesta a la misma decisión del Ejecutivo venezolano.

También apostó por “la continuidad y la calidad de los valores e intereses compartidos” con EEUU, y deseó tener con Rusia “una relación constructiva”, que permita un espacio euroasiático basado “en la confianza y el respeto mutuo”.

Felipe VI reconoció a EEUU como “un aliado esencial”, y durante 2018 no faltarán ocasiones para “promover los contactos políticos” y “fortalecer la confianza” mutua.

En cuanto a Oriente Medio, manifestó el deseo de que israelíes y palestinos pronto lleguen a un acuerdo “sobre las cuestiones centrales del proceso de paz, incluido el estatuto de Jerusalén como capital compartida”.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.