(Foto archivo: Reuters)
COMPARTE

Las autoridades de Filipinas anunciaron este jueves la captura de 34 de los presos que se escaparon la víspera durante la mayor fuga carcelaria de la historia del país, pero admitió que más de 110 siguen prófugos en zonas rurales del sur.

Presuntos insurgentes musulmanes irrumpieron el miércoles de madrugada en una cárcel al sur de Filipinas, permitiendo la fuga de 158 detenidos y matando a un guardia, en lo que las autoridades describen como una acción destinada a liberar rebeldes.

Las autoridades lograron capturar a 34 y otros cuatro fueron abatidos durante el tiroteo que generó el ataque, pero la búsqueda de los demás se enfrenta a varias dificultades.

“Es una zona muy amplia. Fuera de las plantaciones de azúcar, caucho y coco, hay zonas controladas por los rebeldes de difícil acceso”, explicó a la AFP el guardia Peter Bonggat.

El ataque fue perpetrado por una fracción disidente del grupo insurgente musulmán Frente Moro de Liberación Islámica (MILF), dijo Bonggat, refiriéndose al movimiento armado islamista más importante del país, con el cual el gobierno inició negociaciones de paz.

Las autoridades agregaron que las fuerzas de seguridad mataron este jueves al líder de un grupo activista musulmán que había lanzado violentos ataques contra civiles para ganar respaldo al grupo Estado Islámico.

Mohamad Yafar Maguid, fundador y líder del movimiento Ansarul Khilafa Philippines, fue rastreado y abatido en un hotel de las playas de la isla Mindanao poco después de la medianoche, deteniéndose además a otros tres, indicó la policía.

Mindanao padece desde hace décadas las acciones armadas de separatistas musulmanes y otras bandas criminales, algunas de las cuales, como los Combatientes por la Libertad del Bangsamoro Islámico (BIFF), se adhirieron al grupo yihadista Estado Islámico.

En agosto, combatientes de otra organización, el grupo MAUTE, atacaron otra prisión del sur y liberaron a ocho de sus miembros. Otros 15 detenidos aprovecharon la situación para fugarse.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.