Foto: Archivo

El Flamengo suspendió el contrato del peruano Paolo Guerrero después de que el Tribunal de Arbitraje Deportivo (TAS) ampliara a 14 meses la sanción por dopaje impuesta al delantero, informaron este viernes fuentes del club carioca.

La directiva del club de Río de Janeiro decidió suspender el sueldo al atacante como ya hizo durante los primeros seis meses que cumplió de sanción tras dar positivo en un control antidopaje, el pasado 5 de octubre, en un partido con su selección.

La información fue publicada por el diario “Extra” y confirmada por Efe a través de fuentes del club, que indicaron que se trata de una “formalidad” amparada por la legislación del país.

La decisión del Flamengo se basa en la conocida como Ley Pelé, que recoge que una entidad deportiva puede suspender el contrato de un profesional cuando éste sea impedido de actuar por un plazo superior a 90 días “como consecuencia de un acto de su exclusiva responsabilidad”.

Además, en el contrato de Guerrero con el Flamengo también existía una cláusula que preveía la suspensión del mismo en casos “desvinculados de actividades profesionales”.

Guerrero, de 34 años, tenía contrato con el Flamengo hasta el próximo mes de agosto, pero no podrá volver a pisar un terreno de juego hasta enero de 2019, por lo que es posible que no vuelva a vestir la camiseta del equipo más popular de Brasil.

De acuerdo con el portal ‘GloboEsporte’, las partes negociaban una renovación, pero esperaban la decisión definitiva del TAS, que finalmente fue publicada el lunes.

Guerrero fue castigado tras dar positivo por el metabolito de la cocaína benzoilecgonina, que está incluido entre los estimulantes prohibidos por la Agencia Mundial Antidopaje (AMA).

La sustancia se le detectó después de un control antidopaje al que se sometió el pasado 5 de octubre en Buenos Aires, donde disputó con su selección un partido de la fase de clasificación sudamericana para el Mundial de Rusia 2018 ante Argentina.

La sanción para el artillero fue inicialmente de un año, pero la Comisión de Apelación de la FIFA la redujo el pasado 20 diciembre a seis meses al considerar que había cometido cierto grado de negligencia, pero no significativo.

El capitán de la selección peruana volvió a los entrenamientos el 20 de marzo -45 días antes del fin del castigo- y tras ser liberado disputó tres partidos y marcó un gol con el Flamengo.

Con el castigo de catorce meses del TAS, Guerrero también se perderá el Mundial de Rusia, que comenzará el próximo 14 de junio y en el participará Perú después de 36 años de ausencia.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.