Saime de Los Colorados repleto de gente gestionando pasaporte. (Foto Angel Chacón)

Para muchos usuarios del Servicio Administrado de Identificación Migración y Extranjería, caer en flujo alterno mientras se tramita el pasaporte, es como hacerlo dentro de un pozo sin fondo, de donde casi es imposible salir.

Quien trata de conseguir este principal documento para ingresar a otro país y cae en flujo alterno, se le está diciendo que no ha aprobado el chequeo dactiloscópico. En la mayoría de los casos se les indica a los interesados que deben tener paciencia, pero el asunto es que pasan meses esperando porque este problema se resuelva.

El llamado flujo alterno es cuando se presenta algún tipo de novedad sobre todo a nivel de huellas dactilares. Entonces el sistema captura y paraliza el proceso, eso se va a Caracas, el usuario tiene que presentar al Saime una serie de soportes para que ese proceso cese y volver a cedularse. El proceso tiene que ir a Caracas, vía escaner, en cada uno de los casos.

Esto le pasó a Normarys López, quien tramitó su pasaporte en la oficina de Los Colorados en diciembre de 2017 y hasta la fecha no se lo han entregado. Según indicó la joven, ya canceló todo lo que se le exigió pero sigue esperando que le entreguen su documento.

Para tratar de agilizar la tramitación, en enero se dirigió a la oficina principal del Saime Caracas, donde le indicaron que el trámite estaba pre-aprobado y le sugirieron tanto a ellas como a cien personas más, según señaló, que se fueran a su casa y que revisaran la página del organismo en 72 horas. Les advirtieron que no debían volver.

Todos los días, a primeras horas de la mañana abre la página y nada. Dos meses ya cumplió su espera. Normarys López necesitaba viajar con urgencia a Perú porque tenía una oferta de trabajo que ya perdió. Sin embargo quiere su pasaporte para intentar conseguir otro empleo en ese país.

En la red social del Saime hay varias denuncias de personas que sus trámites permanecen estancados en flujo alterno.

Victoria Preciado quiere su pasaporte para viajar a Colombia a buscar comida. ( Foto Angel Chacón).

Este lunes cerca del mediodía en la oficina de Los Colorados, Victoria Preciado estaba muy molesta. En alto tono de voz denunciaba que tiene dos meses esperando por su pasaporte.

Según señaló la enfurecida ciudadana, ella nació en Colombia pero tiene 40 años viviendo en Venezuela donde parió a su hijo. Su molestia radica en que en la oficina de San Diego la identificaron como transeúnte, cuando en realidad es residente desde hace mucho tiempo.

“Tengo que ir a mi país a buscar comida, no me puedo quedar aquí con las manos cruzadas pasando hambre”.

Irma de Chirinos también cayó en flujo alterno. Para completar ahora le cuesta mucho para que la página del Saime le abra y eso representa gasto de dinero para ella, pues no tiene computadora en su casa y debe acudir a un Cyber.

Este lunes como otros días anteriores acudió a la oficina de Los Colorados, donde solo le dijeron que tiene que seguir esperando.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.