Foto Archivo
COMPARTE

Para continuar contribuyendo con las comunidades en las que se desenvuelve, Ford Motor de Venezuela se sumó a la celebración del Mes de la Solidaridad, promovido por Ford Motor Company a escala global. Este año, la empresa en Venezuela benefició a la Casa Hogar San Vicente de Paul, ubicada en Valencia, a través de la restauración de sus espacios, mejoras de infraestructura, donaciones y una actividad cultural para compartir con los ancianos que allí conviven.

Durante este mes más de 100 voluntarios de Ford Motor de Venezuela han realizado actividades para contribuir con la Casa Hogar San Vicente de Paul, organización sin fines de lucro que atiende a más de 180 ancianos.

Esta institución es administrada bajo la misión católica de Las Hermanitas de la Caridad, quienes dedican su vida a cuidar a las personas internadas en este centro, la mayoría abandonada por sus familiares.

Para dar inicio al Mes de la Solidaridad, el voluntariado de la compañía llevó adelante durante 2 días una jornada de mantenimiento en los espacios de la casa hogar, por lo que se recuperaron instalaciones eléctricas, se hicieron trabajos de remodelaciones, pintura y limpieza, entre otros que permitieron mejorar la infraestructura del ancianato.

Posteriormente, los voluntarios realizaron una donación de ropa, lencería, artículos de aseo personal y de comida que les garantizará la alimentación a los adultos mayores durante tres meses. Adicionalmente realizaron una actividad cultural que permitió a los ancianos disfrutar de una mañana diferente, cargada de música, baile, cantos y, sobre todo, mucha alegría. Además, compartieron deliciosos dulces y jugos que prepararon los voluntarios para ellos.

Patricia Fuentes Gimón, gerente e Relaciones Públicas y Responsabilidad Social de Ford Motor de Venezuela, señaló que esa empresa se mantiene siempre atenta acerca de las necesidades de las comunidades en las que se desenvuelven.

Citó que en esta ocasión se decidió celebrar el Mes Global de la Solidaridad, beneficiando a una población que se encuentra muy desatendida, como la de los adultos mayores, quienes tan solo con sus sonrisas llenaron de felicidad los corazones de todos los voluntarios.

Otras de las actividades realizadas por el cuerpo de voluntariado  fue dictar charlas sobre Seguridad e Identidad Corporativa a jóvenes del Centro de Formación Profesional “Jesús Obrero”, en Carabobo, con el fin de contribuir con la formación académica, profesional y personal de los estudiantes.

Gracias a este tipo de iniciativas, el voluntariado de Ford en Venezuela se hace cada día más fuerte para continuar contribuyendo con las comunidades y llevar alegría a los lugares más necesitados.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.