Foto: AFP

La selección francesa se impone por 2-1 al descanso de la final del Mundial de Rusia 2018, gracias a un tanto en propia meta de Mario Mandzukic y un penalti ejecutado por Antoine Griezmann tras revisar las imágenes el árbitro argentino Néstor Pitana. El único gol croata lo marcó Ivan Perisic.

El tanto en propia puerta de Mandzukic, el primero de estas características en una final mundialista, adelantó a “les bleus” en el minuto 18 e Ivan Perisic logró la igualada diez minutos después, tras un recorte y con un tiro cruzado dentro del área.

Griezmann, que estuvo en el origen del primer gol al lanzar la falta que remató contra su puerta Mandzukic, también fabricó el segundo; un corner lanzado por él, que despejó con la mano Perisic y que, tras la revisión del VAR, fue señalado como penalti. El propio Griezmann se encargó de ejecutarlo en el minuto 38, para dar a Francia ventaja al descanso.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.