Roberto Vernet. Foto cortesía

A Roberto Vernet no le gustó nada que Fuerza Vecinal le retirara su apoyo a la candidatura a la gobernación de Carabobo, pues considera que esa no es forma de hacer política.

Fuerza Vecinal fue la primera organización que lo inscribió como candidato, pero ahora que le retiró su respaldo, continuará su campaña con el apoyo de Nuvipa, Bandera Rojas, Min-Unidad y otros partidos que seguramente se unirán a su candidatura.

Vernet cuestiona que la gente de Fuerza Vecinal ni siquiera le avisó de lo que iban a hacer, para respaldar a otro candidato.

Estima que debieron tomar en cuenta su currículum y sus planteamientos para sacar adelante el estado.

“Yo sigo en la calle con mi campaña y siento el apoyo y solidaridad de la gente que se siente identificada conmigo, que rechaza los shows y esos audios que circulan, con lo cual se le hace un flaco servicio a la política y a la democracia en Carabobo”.

Subrayó que la campaña ha sido muy corta y se tomó mucho tiempo en escoger de manera correcta el candidato de la unidad.

Insistió en que debieron hacerse primaras para seleccionar al abanderado de la oposición, porque de esa manera los mismos ciudadanos iban a decidir.

“Aquí lejos de llegar a un consenso, lo que hubo fue una repartición y de eso no pueden salir candidaturas que realmente interpreten el sentir ciudadano”.

Roberto Vernet dijo que ha recorrido todo el estado durante la campaña, y lo seguirá haciendo hasta el 21 de noviembre.

“Soy el abanderado, más que de cualquier partido, del Carabobo decente”.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.