(Foto cortesía)
COMPARTE

En materia económica el Gobierno aplica todo al revés. El presidente Nicolás Maduro lo dejó en evidencia la tarde del domingo en la presentación de su informe de Memoria y Cuenta al repetir insistentemente que le preocupa revertir cifras de desempleo. “Es un aspecto importante, sin duda, pero que no puede ser atacado sin antes corregir los elementos que inciden en el incremento del principal factor de crisis en el país: La inflación, que es la mayor fábrica de pobres”, alertó el director del  Instituto de Investigaciones de la Facultad de Ciencias Económicas y Sociales de la Universidad de Carabobo (Infaces), Pablo Polo .

nuevo Decreto de Emergencia Económica solo incrementa la discrecionalidad y deja clara la intención de perpetuidad del Ejecutivo

No hay expectativas positivas para 2017. Ni siquiera después de los anuncios del mandatario nacional que incluyeron un nuevo Decreto de Emergencia Económica que, a juicio de profesores y analistas de la UC, solo incrementa la discrecionalidad y deja clara la intención de perpetuidad del Ejecutivo al querer gobernar de esa manera “siempre”, aseguraron durante la presentación del informe de perspectivas económicas que a comienzo de cada año elaboran en la institución.

El resultado más relevante del estudio revela que persiste un escenario financiero político, social e institucional crítico en Venezuela por la ausencia de aplicación de medidas económicas integrales, que pasan por detener la dinámica de precios actual que, además de incrementarse drásticamente, lo hace en lapsos cada vez menores.

Pero para que esto sea posible se requiere de un ajuste cambiario, una recomendación que desde Faces-UC se ha hecho en reiteradas oportunidades. “Hace dos años hicimos la advertencia de la situación límite en que se encontraba Venezuela. Dijimos que nada era predecible y propusimos como escenario que el Gobierno simplemente haría más de lo mismo, con la adición de diversas decisiones fiscalistas empobrecedoras, las cuales ya ha venido tomando, de modo radical, y una Asamblea Nacional inerte frente al problema, tal cual como ocurrió”.

También se planteó que se adoptaran algunas medidas y se aprobaran leyes correlativas como la corrección parcial del sistema de control de cambios, dinamización del control de precios, precio de la gasolina, cambios tributarios, y políticas limitadas de fomento productivo, las cuales se han realizado limitadamente; “pero también propusimos el tridente fiscal, cambiario y monetario que no se ha dado  y  lo que llamamos un Plan Integral de Ajustes y Reformas, con la inclusión de acciones transicionales y la atención de contingencias; el cual, para nosotros, es el escenario óptimo a manejar, y nada de eso se hizo”, recordó el decano de la facultad, Benito Hamidian.

Para el arranque de 2017 persiste una situación crítica, más grave a la “límite”. En números, se estima –ante la ausencia de cifras oficiales- que el año 2016 cerró con una inflación mayor a 800%, una caída del Producto Interno Bruto (PIB) entre un 12% y 14%, con niveles de escasez que continúan entre 85% y 95%, y precio promedio del barril de petróleo algo mayor a 40 dólares, que ha sido el detonante de la merma de los ingresos del Gobierno e intensificó la crisis interna, por no poder seguir manteniendo los niveles de importación de productos e insumos desde el exterior para satisfacer la demanda nacional y ha influido en la caída promedio de las reservas internacionales de enero 2016 a enero 2017, en el orden del 31%.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.