cacerolas
(Foto cortesía, Trigal Norte)
COMPARTE

Las cacerolas retumbaron este martes. La sociedad civil de la Gran Valencia se concentró en varios puntos de la ciudad para mostrar su rechazo al gobierno de Nicolás Maduro

En Prebo, justo en el semáforo del centro comercial Shopping Center, y en el Trigal Norte hubo presencia de vecinos. Cerca de las 8:50 p.m, los vecinos decidieron respaldar a una mujer con bastón. Dory Hurtado detenía a todos los carros para decirles que el Cicpc se alzó, que salieran a las calles e invitaba a cumplir con el articulo 350 de la Constitución.

LEA TAMBIÉN: Vecinos de Prebo manifiestan e instan a cumplir el artículo 350 de la CRBV

Hurtado está convencida de que que todas las instituciones públicas deben hacer lo que hizo el funcionario del Cicpc, Oscar Pérez: Liberar su conciencia, porque él juró ser fiel a Venezuela y no a un político en específico o a un presidente. “Para mí es un héroe”.

Ella cree que el funcionario esta en el derecho de llamar al cumplimiento del articulo 350, que invita a desconocer cualquier régimen que menoscabe los derechos humanos, e invitó a apoyarlo. “No siento miedo estoy con Dios, la Virgen y Espíritu Santo, y si llegara a morir, moriría  feliz y firme y no arrodillada ante un régimen”.

“Va a caer, y va a caer, este gobierno va a caer”, era una de las consignas antigubernamentales que repetían una y otra vez, acompañado de vuvuzelas, pitos, y sonidos con piedras en los postes.

 

Esa y otras consignas se pronunciaban tambien en los otros sectores como  Naguanagua a la altura de Paseo la Granja.

LEA TAMBIÉN: Cacerolazo y tranca: Vecinos de Naguanagua realizan protesta espontánea

En Mañongo se seguían las cacerolas, pitos, vuvuzelas hasta algunas detonaciones de artefacto pirotécnico en respuesta  al llamado del funcionario del Cicpc de cumplir con articulo 350.

 

 

En Naguanagua, en Paseo La Granja, avenida Valencia frente al complejo deportivo Don Bosco y en la urbanización Palma Real de Mañongo se escuchó la protesta.

La tarde de este martes, un helicóptero sobrevoló el cielo caraqueño, presuntamente pilotado por el inspector Oscar Pérez, del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas.

La aeronave habría arrojado artefactos explosivos sobre el Tribunal Supremo de Justicia, mientras desplegaba una pancarta con el número 350 y la palabra libertad. En simultáneo, en un video, el piloto del Cicpc Oscar Pérez, acompañado de cuatro hombres, leía un manifiesto de desconocimiento del gobierno de Nicolás Maduro, a quien exigió la renuncia.

 




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.