El presidente guyanés, Irfaan Ali( foto Cortesía

El presidente guyanés, Irfaan Ali, acogió este jueves con satisfacción la decisión de la Corte Internacional de Justicia (CIJ) de rechazar los argumentos de Venezuela de que las pretensiones de Guyana son inadmisibles en la disputa territorial entre ambos países.

El mandatario guyanés afirmó que su país sigue confiando en que su antigua frontera internacional con Venezuela será confirmada por la Corte, en el marco de la disputa que tiene con Caracas en La Haya por los 160.000 kilómetros cuadrados de territorio situados al oeste del río Esequibo.

«En última instancia, emitirá una determinación final y vinculante sobre la validez del Laudo del Tribunal Arbitral de 1899 que fijó la frontera terrestre entre Venezuela y la entonces Guyana Británica», indicó en un comunicado Ali sobre la declaración de CIJ con 14 votos a favor y uno en contra.

Reino Unido

El principal órgano judicial de Naciones Unidas rechazó, además, que Reino Unido tenga obligación de tomar parte de este caso, en contra de la consideración de Caracas, que vio a Londres como una parte necesaria en la validez del Laudo del Tribunal Arbitral de 1899.

«Venezuela y Reino Unido reconocieron la validez del Laudo Arbitral y la frontera internacional resultante durante más de 60 años», subrayó el presidente de Guyana.

Guyana siempre ha estado plenamente comprometida con la resolución pacífica de la disputa», agregó el mandatario.

«Aprovecho esta oportunidad para dar las gracias también a nuestro equipo jurídico, a nuestro agente, a todas las partes interesadas, a todos los guyaneses, por el continuo compromiso y el excelente trabajo que están realizando», zanjó Ali.

Guyana, una antigua colonia británica

Guyana, una antigua colonia británica, interpuso una demanda contra Caracas en la CIJ para resolver la disputa territorial entre ambos Estados sobre la región del Esequibo y el año pasado presentó sus argumentos para dar validez al laudo arbitral de 1899.

En junio pasado, el Gobierno venezolano presentó sus objeciones preliminares ante la CIJ como una forma de procurar que la demanda «no sea admitida por carecer de elementos esenciales para conformar un debido proceso».

Reclamo de Venezuela

Venezuela reclama la región de Esequibo, alrededor del 70 % del territorio de Guyana, incluidas las reservas de petróleo en alta mar, argumentando que el acuerdo de 1899 es nulo y sin efecto debido a que «afectó fraudulentamente 159.500 kilómetros cuadrados del territorio» de la Guayana Esequiba, como la llama el Gobierno venezolano.

El pasado 17 de noviembre, la vicepresidenta ejecutiva de Venezuela, Delcy Rodríguez, viajó a La Haya para defender a Caracas en esta disputa con Guyana y advirtió de que su país es el único “heredero histórico indiscutible” de los territorios en cuestión.

El pasado 17 de febrero, Venezuela ratificó la vigencia del Acuerdo de Ginebra, que cumple 57 años, como el único marco jurídico que reconocen para la resolución del laudo arbitral de 1899, usado por Guyana como argumento en el litigio, al considerar que se trató de un «fraude» que «facilitó el despojo» de este territorio por parte de Reino Unido.

Reino Unido y Venezuela firmaron en 1966, justo antes de la independencia de Guyana, el Acuerdo de Ginebra, que en un principio sentó las bases para resolver la controversia, pero las negociaciones se extendieron durante más de dos décadas sin resultados.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.