Vestido de chaqueta con capota, pantaloneta deportiva y tenis negros, Mihai Ionut Paunescu llegó a Colombia el sábado pasado, proveniente de Países Bajos. (Foto cortesía EL TIEMPO)

Las autoridades de Migración Colombia lograron la captura de Mihai Ionut Paunescu, un rumano que llegó a Colombia proveniente de Países Bajos.

EL TIEMPO publicó que el sábado 26 de junio, cuando pasó por los controles migratorios del aeropuerto El Dorado, en Bogotá, las autoridades aprehendieron a Mihai Ionut Paunescu, quien era buscado en 192 países, con una circular roja de Interpol, y es pedido en extradición por Estados Unidos.

La justicia norteamericana lo señala como alias “Virus”, un programador que habría infectado con programas maliciosos a más de un millón de computadores en ese país, además de Alemania, el Reino Unido, Polonia, Francia, Finlandia, Italia y Turquía.

Paunescu incluso es indiciado de atacar a multinacionales, bancos y hasta de haber infiltrado computadores de la NASA.

Pero no es el único señalado delincuente, prófugo de autoridades internacionales, que ha caído en Colombia. En diciembre de 2019 fue capturado en Cartagena, César Emilio Peralta Adamez, alias “César el Abusador”, quien según las autoridades de República Dominicana, su país de origen, era uno de los narcotráficantes más poderosos de Centroamérica, por lo cual es solicitado en extradición por Estados Unidos.

En diciembre de 2019 fue capturado en Cartagena César Emilio Peralta Adamez, alias “César el Abusador”. (Cortesía)

Peralta Adamez, quien aún no ha sido extraditado, era considerado al momento de su captura como el hombre más buscado de República Dominicana y el FBI ofrecía 100.000 dólares en recompensa por información que facilitara su ubicación.

También fue capturado, en diciembre de 2019, Ramón Matta Waldurraga, un colombo-hondureño requerido por Honduras por enriquecimiento ilícito. El hombre es hijo de uno de los narcos duros de la década de los 80: Ramón Matta Ballesteros, quien tuvo nexos con Pablo Escobar y el cartel de Medellín.

Al momento de su captura, Matta Waldurraga había aterrizado en Bogotá tras cumplir en Estados Unidos una pena por narcotráfico y ser deportado.

En marzo de 2012, cuando estaba a bordo de una lancha que lo llevaría de una pequeña isla de Panamá hasta Chocó para seguir huyendo de la persecución de Guatemala y Costa Rica, fue capturado Fernando Alejandro Jiménez, alias “Palidejo”, acusado de asesinar al cantautor argentino Facundo Cabral, el 9 de julio del 2011.

Leer artículo completo: eltiempo.com




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.