(EFE)
COMPARTE

Dos policías tunecinos resultaron heridos hoy, uno de ellos de gravedad, tras ser atacados con un cuchillo por un presunto yihadista cerca del Parlamento, en la capital del país, informaron a Efe fuentes de Seguridad.

Según las mismas fuentes, el atacante es un varón de 26 años identificado como Ziad Gharbi, alias “Zied Abou Zied”, cuya hermana trabajaba como asesora en la administración del propio Parlamento tunecino, en el este de la ciudad.

Testigos explicaron, por su parte, que un tercer policía logró detener al hombre, que estaba bajo la vigilancia de los servicios de Inteligencia por su supuesta relación con individuos de ideología salafista radical.

Uno de los heridos ha sido trasladado a un hospital cercano con una incisión a la altura del cuello, explicó, por su parte, el ministerio de Interior en un comunicado.

Nada más producirse la detención, unidades de inteligencia y de lucha antiterrorista se desplazaron al domicilio del agresor, en el barrio de Ettadham -conocido como el corazón del radicalismo en la capital- donde, según medios locales, fueron recibidos a pedradas.

Aún así pudieron entrar en el domicilio y confiscar el ordenador del atacante, en el que al parecer hallaron un archivo con datos como la dirección, el salario o el horario de entrada y salida de los diputados en la cámara y de otros funcionarios y trabajadores del Parlamento.

Túnez sufrió en 2015 tres sangrientos atentados yihadistas que segaron la vida de 72 personas: 60 turistas extranjeros y 12 guardias presidenciales. 




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.