Infantino ha expresado su deseo de querer usar esta tecnología en Rusia 2018/Foto: AFP
COMPARTE

El presidente de la FIFA Gianni Infantino justificó el uso del videoarbitraje pese a las críticas recibidas en el Mundial de Clubes y manifestó su deseo de ver aplicado definitivamente el sistema en el Mundial de Rusia-2018.

“Siempre habrá defensores y detractores, pero este es un sistema para mejorar el arbitraje y vamos a continuar por esta línea”, explicó el dirigente en una rueda de prensa en Yokohama.

Preguntado de nuevo si la FIFA se plantea continuar con el videoarbitraje, Infantino fue muy claro: “Claro que sí”.

“Es prematuro aún decir cómo nos adaptaremos al sistema, pero espero que los resultados de las pruebas sean positivos y acabe implantándose” en Rusia-2018.

Tanto el presidente de la FIFA, como el máximo responsable del arbitraje en el organismo Massimo Busacca, como el exjugador Marco Van Basten, que forma parte de la comisión que estudia el uso del VAR (por las siglas en inglés Video Assitant Referee), admitieron “errores de comunicación” tras las críticas recibidas después de los primeros ejemplos en este Mundial de Clubes.

La primera vez que se utilizó fue el pasado miércoles, en el partido entre Atlético Nacional y Kashima Antlers, para pitar un penal que el árbitro no había visto. Al día siguiente, el colegiado concedió primero, anuló después y acabó dando validez a un tanto de Cristiano Ronaldo en una posición dudosa de fuera de juego, en la semifinal que enfrentó al Real Madrid contra América.

– Errores de comunicación –

“Las dos decisiones tomadas fueron correctas, lo que falló fue la comunicación y en eso tenemos que mejorar”, dijo Busacca. “En la primera jugada, el árbitro no vio la infracción y por eso continuó el juego hasta que le advirtió el VAR. El tiempo (hasta que se paró el juego) fue demasiado largo y en eso tenemos que trabajar”.

“En la segunda, el referí lo concedió, pero escuchó por el auricular la conversación entre los asistentes, que miraban si había fuera de juego o no, y creyó que se lo estaban diciendo a él”, precisó el máximo responsable delos árbitros en FIFA.

Infantino destacó la dificultad de la labor arbitral y recordó que durante décadas se criticaba “en particular a la FIFA por rechazar este sistema” y ahora que decidió aplicarla también recibe críticas, incluso de los propios futbolistas, como el madridista Modric que pidió su retirada “porque acaba con la esencia del fútbol”.

“Quizás el señor Modric estuvo un poco confundido por lo que desgraciadamente pasó, pero no volverá a ocurrir  y estoy seguro de que estará feliz por ello”, dijo el presidente de la FIFA.

“¿Qué es (perder) medio minuto o un minuto en una Copa del Mundo si una decisión arbitral puede suponer que un equipo juegue o no la final? ¿Cuánto tiempo pierden los jugadores cuando se quedan tirados en el césped?, remarcó.

Infantino recordó que el videoarbitraje no tiene como objetivo sustituir al árbitro sino ayudarle a “tomar la decisión correcta” y se mostró convencido de que si la FIFA decide aplicarlo, el resto de confederaciones hará lo mismo, incluida la UEFA, pese a que su nuevo presidente, Aleksander Ceferin, se haya mostrado contrario.

Van Basten, por su parte, recordó que la tecnología solo se utiliza en los casos de “gol, expulsiones y penales” y Busacca añadió que “la tecnología no va a resolver todos los errores de arbitraje, está para los casos en los que se pueda cambiar un resultado, no para todas las acciones porque de lo contrario el fútbol se muere”.

La FIFA encontró aliados posteriormente, ya que en las conferencias de prensa previas a los partidos del domingo, todos los protagonistas se mostraron a favor del sistema.

El técnico del Real Madrid Zinedine Zidane pidió “tiempo” y “paciencia” para que el sistema acabe de funcionar bien, mientras que su capitán Sergio Ramos destacó la validez del VAR “si se puede salir de dudas al instante y evitar situaciones como la de España en el Mundial-2002 mejor”, añadió en referencia al partido de cuartos de final de aquella cita entre España y Corea del Sur en la que el colegiado anuló un gol a la Roja que las imágenes de televisión demostraron después que era válido.

El técnico de América, Ricardo La Volpe, también defendió su uso pero se mostró algo más escéptico. En la semifinal contra el Real Madrid su equipo encajó el segundo gol en una jugada en la que el árbitro primero concedió, después anuló y finalmente validó el gol de Cristiano Ronaldo, que había partido de una situación dudosa aunque válida.

“No protesté porque era el 2-0. Si hubiese sido con 0-0 hubiese sido muy polémico”, admitió.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.