(Referencial)
COMPARTE

Japón expulsó de sus aguas territoriales a centenares de barcos de pesca norcoreanos en este verano boreal, anunciaron este jueves las autoridades, dos días después del sobrevuelo del archipiélago por un misil lanzado por Corea del Norte.

Los guardacostas indicaron que enviaron desde mediados de julio al menos 820 advertencias para que se fueran los barcos norcoreanos, que pescaban ilegalmente en la zona económica exclusiva de Japón, que va hasta 200 millas marinas de las costas.

Es posible que un mismo barco haya recibido varias advertencias, precisaron.

“Desde mediados de agosto ya no tenemos barcos de pesca norcoreanos en aguas alrededor de Yamato”, agregó un responsable de los guardacostas.

Es la primera vez que Japón anuncia que expulsó barcos norcoreanos de esa zona económica exclusiva. Esta información fue publicada dos días después del sobrevuelo por el norte de Japón de un misil de alcance intermedio Hwasong-12, lanzado por Corea del Norte, lo que agravó aun más tensión en la región.

Con frecuencia, barcos de pesca vetustos y muy dañados, algunos incluso con cadáveres a bordo, llegan a las costas japonesas.

Las autoridades piensan que se trata de pescadores norcoreanos que se aventuran muy lejos de sus costas en busca de mejores presas, para calmar las penurias alimentarias de Corea del Norte.

En julio, Japón había protestado cuando uno de sus barcos de patrullaje fue perseguido en el interior de su zona económica por una embarcación armada proveniente al parecer de Corea del Norte.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.