Los adjudicados no saben todavía cuando les entregarán sus viviendas. (Foto Rafael Freites)
COMPARTE

El movimiento era intenso. Personas con franelas rojas caminaban de un lado a otro, algunos con el paso lento por el cansancio de tres días de trabajo continuo, para al menos pintar las fachadas de las 326 casas que se entregarían la mañana del jueves como parte de la Gran Misión Vivienda Venezuela (GMVV), aunque en su interior los pisos y paredes aún eran de cemento rústico. Hubo órdenes claras: “Cuando llegue el gobernador Ameliach todos debemos tener caras de alegría, de celebración, que no se vea que estamos aburridos porque aquí nadie está obligado”, insistió la viceministra de Redes Populares del Ministerio de Vivienda y Hábitat, Hilda Cabezas, a quienes serían adjudicados.

El urbanismo elegido para el “jueves de vivienda” de la semana fue la segunda etapa de la  urbanización Valle Encantado, en Flor Amarillo, al sur de Valencia. Donde tras las denuncias de los compradores a la Promotora El Encanto, en octubre de 2013, el Gobierno decidió asumir la construcción que tardó más de tres años en ejecutarse y de manera incompleta: Aún las calles entre las viviendas son de tierra y escombros, algunas estaban siendo pintadas un par de horas antes del pase presidencial en vivo, y otras ni siquiera tenían cerámica.

Entrega de viviendas 1.500.000
Un par de horas antes del pase presidencial en vivo la mayoría de la casas estaban sin terminar, algunas ni siquiera tenían cerámica.(Foto Rafael Freites)

20 minutos después de las 11:00 a.m., que era la hora pautada para la actividad, la viceministra tomó el control. Con micrófono en mano llamó a los asistentes a sentarse y empezó a dar las instrucciones. Pidió a todos que si tenían alguna solicitud especial se la hicieran llegar a ella o la secretaria de Desarrollo Social de la gobernación, Gloribeth Vásquez. “Debemos tener todo listo para cuando llegue nuestro líder regional Francisco Ameliach. Así como cuando venía nuestro comandante que al llegar le teníamos todo resuelto”.

Mientras tanto, integrantes de la juventud del Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV) se encargaban de entregar a cada persona un banderín o cartel con frases como: “Aquí no se habla mal de Chávez”, “GMVV” y la más repetida de todas era “1.500.000 viviendas entregadas”, para hacer alusión al número de casas que en cinco años han sido adjudicadas por el Ejecutivo con las 326 llaves que estaban por dar en Carabobo.

Anggie Pereira es una mujer con suerte. A ella le adjudicaron la casa modelo, la única que estaba 100% concluída y equipada con electrodomésticos. La que está justo al lado de la de ella estaba en labores de pintura rápida, mientras que las otras dos siguientes eran usadas como centro de acopio de los refrigerios y algunos implementos que usaban los trabajadores de la gobernación en el operativo. Pereira estaba emocionada y asustada a la vez. Desde antes de las 12:00 del mediodía, Vásquez le insistía que debía estar sentada en primera fila con su hija, pero la menor se iba de manera espontánea al área de parque infantil que instalaron para el acto. Su madre tuvo que buscarla en repetidas oportunidades.

La espera se alargó hasta la 1:38 pm., cuando el presidente Nicolás Maduro, desde el estado Mirando, le dio el pase al gobernador Ameliach, quien entró a la urbanización por la única calle asfaltada, ingresó a la casa modelo de Anggie, participó en la en la dinámica habitual por 11 minutos y se retiró sin tener contacto con el resto de la comunidad.

Entrega de viviendas 1.500.000
La segunda etapa de la urbanización Valle Encantado, en Flor Amarillo, al sur de Valencia. (Foto: Rafael Freites)

Durante sus palabras dijo que en Carabobo han sido entregadas más 92 mil viviendas, que se tiene planteada la meta de 40 mil para 2017, de las que ya han iniciado la construcción 17 mil, y recordó como un gran logro las tres mil 456 unidades de Ciudad Chávez sin dar detalles de la segunda etapa prometida del urbanismo, cuyos trabajos no han arrancado, ni de las 200 familias desplazadas de Hijos de Santa Inés a las que no les han dado casas porque, según Miguel Flores, secretario de Relaciones Políticas e Institucionales del ejecutivo regional, no había disponibilidad en Ciudad Chávez, aunque sí la hubo para darle una a la futbolista Daniuska Rodríguez.

El “jueves de vivienda” en Valencia terminó con el compartir de un sancocho preparado en el lugar para 200 personas. Los adjudicados desconocen cuándo se les terminará sus casas y si también recibirán todo el equipamiento de la que fue presentada como modelo y que fue la única mostrada en su interior durante la cadena de radio y televisión.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.