Assange
Un grupo de personas se manifiesta este lunes en Londres, mientras el Tribunal Superior de Londres evalúa una serie de garantías pedidas a Estados Unidos sobre el caso de Julian Assange. Foto EFE/Guillermo Garrido

El Tribunal Superior de Londres autorizó este lunes a Julian Assange a presentar un nuevo recurso contra su extradición a Estados Unidos. El país norteamericano le reclama por 18 delitos de espionaje e intrusión informática por las revelaciones de su portal WikiLeaks.

Los jueces Victoria Sharp y Jeremy Johnson le autorizaron en concreto a recurrir en otra audiencia futura contra dos de las tres garantías ofrecidas por Estados Unidos. Son garantías sobre el tratamiento que recibiría si fuera entregado para ser juzgado en ese país.

El tribunal entendió que merecen someterse a un juicio en apelación los argumentos de la defensa de que Assange será discriminado por su nacionalidad no estadounidense. Esto no  le asegura que pueda ampararse en la Primera Enmienda de la Constitución del país, que protege la libertad de expresión.

En una nota diplomática de garantías en marzo, Estados Unidos dijo que el fundador de WikiLeaks podrá intentar plantear como defensa la Primera Enmienda. Pero matizó que corresponderá a la Justicia estadounidense determinar si se le aplica o no.

El abogado de Assange, Edward Fitzgerald, recordó este lunes que el fiscal estadounidense del caso, Gordon Kromberg, ya avisó que él podría esgrimir como argumento que «los ciudadanos extranjeros no tienen derecho a la protección bajo la Primera Enmienda, al menos en lo que se refiere a información de defensa».

El equipo defensor podrá recurrir por tanto las garantías aportadas por Washington en el sentido de que no será discriminado por su nacionalidad y de que podrá intentar ampararse en la Primera Enmienda.

La tercera garantía sí fue aceptada y no se recurrirá, en la que el Gobierno estadounidense se comprometía a no aplicarle la pena de muerte.

Dos de las tres garantías de EE.UU. a Assange en revisión

La vista de este lunes ante Sharp y Johnson era para que estos decidieran si aceptaban las garantías de EE.UU. y autorizaban la extradición o si, en cambio, las rechazaban total o parcialmente y permitían a Assange otro recurso, lo que finalmente ha sucedido.

Estados Unidos reclama al programador informático por difundir información clasificada en 2010 y 2011. Esto expuso violaciones de derechos humanos del Ejército estadounidense en las guerras de Irak y Afganistán.

El programador informático está en prisión preventiva en una cárcel de alta seguridad londinense. No asistió a la vista por cuestiones de salud, pero sí estuvo su esposa, Stella Assange.

¿Quieres recibir nuestros titulares diarios, matutinos y vespertinos?

Puedes unirte a nuestros canales

Telegram: https://t.me/titularesec

Whatsapp:

O si prefieres nuestro grupo en WhatsApp:

Con gusto te enviaremos las noticias más relevantes del día

También puedes seguirnos en Google Noticias:




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.