Darwin Machís disputando un balón con Dani Carvajal. / Foto EFE

La conexión venezolana entre Yangel Herrera y Darwin Machís no fue suficiente para evitar la derrota del Granada (1-2) frente al Real Madrid, que necesita una victoria más para conseguir el título liguero.

Los de Zidane llegaron al encuentro con la confianza por las nubes tras ganar sus ocho partidos desde la vuelta de la competición. El entrenador francés sorprendió, una vez más, colocando en el terreno de juego a cinco centrocampistas y un único nueve. Por su parte, en el Granada decían presente en el once titular los dos representantes criollos: Machís y Yangel Herrera.

El encuentro inició con un Madrid demoledor. Acobijados en el dominio que le otorgaban Modric, Kroos e Isco, en el centro del campo, y Karim Benzema en la delantera, no tardaron en ponerse por delante, pero con un goleador inesperado: Ferland Mendy

En el minuto 10, el lateral francés ganó por velocidad a su marcador para sorprender a propios y extraños sacándose un potente disparo, sin casi ángulo, que ingresó por la escuadra derecha de la portería de los locales. Golazo de Mendy al más puro estilo de Roberto Carlos, siendo además su primer tanto con la camiseta blanca.

Apenas seis minutos más tarde, el Madrid marcó el segundo tanto tras una gran jugada colectiva. Casemiro robó en el centro del campo para iniciar una contra que, con taconazo de Isco de por medio, derivó en un Benzema escorado a la banda izquierda. El francés ingresó al área, se perfiló para su pierna buena y remató al segundo palo de Rui Silva. Gol número 19 para ‘el gato’, que se coloca a tres tantos del ‘Pichichi’ de LaLiga, Leo Messi, con 22 goles.

El Granada, durante el primer acto, se vio ampliamente superado por los blancos. Las bandas, especialmente la izquierda, eran una autopista por la que transitaban con total libertad Mendy, Benzema, Isco y compañía.

Yangel Herrera intentó imponer contundencia en el centro del campo, pero en varias ocasiones del primer tiempo se vio superado por el empuje merengue. Por su parte, Machís fue de lo más destacado de su equipo, desbordando por banda y poniendo centros peligrosos para complicar a la defensa blanca.

Los equipos se fueron al medio tiempo con sensaciones distintas. El Granada, con la impresión de haber regalado los primeros 15 minutos y el Madrid, con la tranquilidad de irse 2-0 al descanso y estar cada vez más cerca de LaLiga.

Sin embargo, tras el entretiempo, los papeles cambiaron. El entrenador de los locales, Diego Martínez, metió en el campo a Antonio Puertas por Victor Díaz y el Granada cambió su cara. Tanto así, que a los cinco minutos de haber vuelto de los vestuarios, marcaron el gol del descuento.

Fue en ese momento en el que apareció la conexión venezolana. Una pérdida en el centro del campo por parte de Casemiro derivó en una contra en la que Yangel Herrera metió un gran pase en profundidad para Machís, que remató de zurda por debajo de las piernas de Courtois. Gol granadino con sello venezolano que cambió por completo el guión del encuentro.

El conjunto local adelantó sus líneas y el Madrid ya no era el equipo dominador del primer tiempo. Zidane, ante ese panorama, metió en el campo a Asensio y Rodrygo para buscar velocidad por las bandas. Sin embargo, el Granada continuó con empuje y sacrificio metiendo en apuros al Madrid. Los desmarques y la velocidad de Machís eran un dolor de cabeza para los merengues, que se agarraron a su guardameta y a sus centrales para contener el empuje local.

En el tramo final del encuentro, Diego Martínez decidió retirar a Herrera (74′), que coqueteaba con la amarilla tras varias faltas, y a Machís (85′), visiblemente cansado tras su partidazo.

En el minuto 85, llegaría la ocasión más clara para los de rojo y blanco. Courtois se estiró para evitar el gol de Puerta y, en la continuación de la jugada, un remate de Azeez fue sacado en la línea de gol por Sergio Ramos. El capitán merengue llevaba varios encuentros siendo decisivo en área rival, pero hoy le tocó serlo en la suya.

Tras esa doble ocasión, el Madrid intentó tener el balón refugiándose en Modric y Kroos para enfriar el encuentro. Los blancos, que terminaron pidiendo la hora, lograron un sufrido triunfo que les acerca cada vez más al título liguero.

 

 




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.