Imagen referencial.
COMPARTE

En los últimos 30 días fueron registradas 26 agresiones a la libertad de expresión e información contra los trabajadores de la prensa, de acuerdo a un informe publicado por el Sindicato Nacional de Trabajadores de la Prensa.

Segú el documento Venezuela es uno de los países latinoamericano, donde la violencia política y la ausencia de garantías sobre los derechos fundamentales, comprometen fuertemente el ejercicio profesional de los periodistas.

Las violaciones a la libertad de expresión y los derechos humanos se exponen en la falta de suministro de papel al diario El Impulso y las intimidaciones que sufrió una reportera de TV Venezuela por parte de funcionarios del Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (Sebin), por nombrar casos recientes.

A continuación el informe completo:

Venezuela es uno de los países de la región en el que el ejercicio profesional de los trabajadores de la prensa se encuentra seriamente comprometido por la violencia política, y más importante, por la ausencia de garantías para el ejercicio de derechos fundamentales, como lo son el derecho a saber y a decir. Durante el primer mes del año 2017, el SNTP documentó 26 agresiones a la libertad de prensa y de expresión en solo 30 días. No hay disposición del Estado para preservar lo consagrado en los artículos 57 y 58 de la Constitución Nacional. Al contrario, el autoritarismo y la hipersensibilidad a la crítica, lo convierten en victimario o cómplice de las violaciones que a continuación se detallan:.

El 4 de Enero, después de 4 días sin poder circular, el Complejo Editorial Alfredo Manerio (CEAM) prometió al Diario El Impulso, de Barquisimeto, papel prensa para 15 días. El 31 de diciembre de 2016 circuló la última edición de este diario regional que tenía meses exigiendo al CEAM el despacho del insumo cuya importación y distribución monopoliza. 189 trabajadores directos dependen del funcionamiento regular de este medio de comunicación. Sin embargo, no fue sino hasta el 9 de enero, cuando los trabajadores acudieron a la sede del Complejo Editorial, que se produjo la entrega del insumo que permitió retomar la circulación.

El 6 de enero, con amenaza de dispararles, un grupo de delincuentes robó su equipo fotográfico al fotoreportero Fernando Campos y su celular al periodista Reinaldo Escorcia, del diario Últimas Noticias, en las cercanías de la Plaza Pérez Bonalde, en Caracas. El equipo cumplía con la pauta de ejecutar un recorrido por las panaderías de la zona para documentar la escasez de harina de trigo.

El viernes 6 de enero, un hombre intentó quitarle la cámara al equipo la televisora TRT, en San Cristóbal, estado Táchira. El equipo, comandado por el reportero Ángel Duque, hacía tomas de una cola en un supermercado de la localidad cuando se presentó el incidente, tal como lo reportó Duque. La gente en la cola defendió al camarógrafo y evitó el robo.

El 7 de Enero, la Emisora “La Sonera” 105.9 FM, de la Victoria estado Aragua, quedó silenciada luego de que su sede fuera desmantelada por delincuentes. Este episodio se trató del noveno en la sede del medio y dejó a La Sonera sin equipos en su caseta de transmisión. Los 8 robos anteriores habían sido denunciados a las autoridades del estado Aragua; sin embargo, la seguridad nunca fue reforzada en la zona. En esta última ocasión los delincuentes robaron los cables que conectan la casa de transmisión con los postes de energía eléctrica, la caja de transferencia y distribución de cableado, la brekera, el alternador de la planta eléctrica, una batería, un aire acondicionado y otros equipos.

El 10 de enero, fue robado el equipo microondas de la televisora digital de la Asamblea Nacional “Capitolio TV” y secuestraron por varios minutos a Óscar Sánchez y Michael Acosta, técnicos del canal, con el objeto de impedir que el Parlamento sesionará en las instalaciones del Hospital Dr. José María Vargas, en Caracas. El gerente general de la planta televisiva, Ignacio Marcano, confirmó la información y responsabilizó del hecho a supuestos colectivos afectos al oficialismo. El diputado José Manuel Olivares reportó a través de Twitter que un grupo armado abordó a los técnicos y los despojaron de sus celulares, laptops y de la antena microondas. Reportó su liberación 40 minutos después.

El 11 de enero, Kristian Rodríguez, corresponsal en Carabobo del canal TV Venezuela, fue intimidada por un integrante del Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (Sebin), mientras daba cobertura a la detención en la sede del Sebin en Naguanagua, norte de Carabobo del diputado Gilber Caro, junto a otros medios de comunicación. El funcionario le manoteó su teléfono celular mientras cubría una concentración en las afueras de ese organismo.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.