(Foto: AFP / Luis Acosta)
COMPARTE

Las FARC, principal guerrilla de Colombia, comenzarán este miércoles el proceso de dejación de armas, punto esencial del acuerdo de paz firmado con el Gobierno para cerrar medio siglo de confrontación.

“Noticia histórica para los colombianos”, tuiteó el presidente Juan Manuel Santos horas antes de que se iniciara el desarme de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC, marxistas) en las zonas en todo el país donde se preparan para su reinserción a la vida civil.

El líder máximo de las FARC, Rodrigo Londoño (“Timochenko”), celebró también en la red social el cumplimiento de lo pactado como “condición necesaria para alcanzar la paz con justicia social” y dijo que la guerrilla está respondiendo con entusiasmo.

 

Las FARC, alzadas contra el Estado en 1964 después de una revuelta campesina, contabilizaron casi 7.000 combatientes al ingresar a los 26 sitios convenidos.

El acuerdo de paz, sellado el 24 de noviembre después de cuatro años de negociaciones en Cuba, establece que los rebeldes depongan las armas en un plazo de 180 días a partir del 1 de diciembre, o “Día D”, en un proceso supervisado por las Naciones Unidas.

Según el cronograma pactado, la recolección de las armas se hace de manera secuencial y en tres fases: en D+90 se entrega el 30%; en D+120, el otro 30%; y en D+150, el 40% restante, para terminar “a más tardar” el día D+180.

Pero antes de la primera fase, debían cumplirse pasos previos: registro de las armas, destrucción del armamento inestable (explosivos, minas) y almacenamiento de las armas de acompañamiento (armas largas).

Esto se retrasó por problemas logísticos en la operación de agrupación de la guerrilla, que debía haberse finalizado el 31 de diciembre y recién se completó el 18 de febrero.

Aún así, las partes coincidieron en iniciar el proceso este miércoles, sin modificar el límite de los 180 días, y anunciaron que trabajarán con la ONU para establecer una nueva fecha de entrega del primer 30% del armamento.

 

La ONU, que destinó 450 observadores internacionales para esta misión, saludó el martes en un comunicado “el consenso de las partes de iniciar sin más demora el proceso de dejación de armas”, que según lo acordado debe concluir “el próximo 29 de mayo”.

Se procederá a identificar y registrar “todas las armas presentes en los campamentos de las FARC en las 26 zonas”, indicó en un comunicado.

El almacenamiento gradual en contenedores instalados para ese fin se iniciará con la recepción de las armas de los 322 miembros de las FARC que integran el Mecanismo de Monitoreo y Verificación (MMV), el ente tripartito (guerrilla, gobierno y ONU) que según el pacto de paz debe controlar el cese al fuego bilateral y definitivo.

La ONU dijo que “en paralelo y en coordinación con las FARC”, la misión “empezará de inmediato el proceso de planeación y verificación de la destrucción del armamento inestable, como municiones, minas y explosivos”.

El presidente Santos, que recibió el Premio Nobel de Paz por sus esfuerzos de pacificación, a los que aún debe sumarse el Ejército de Liberación Nacional (ELN), última guerrilla activa, dijo la víspera que “el país entró en una etapa irreversible de consolidación de la paz”.

“Vamos como gobierno, como Estado y como sociedad a hacer realidad los frutos de la paz”, dijo el mandatario al anunciar el lanzamiento de programas para el posconflicto, algunos de ellos contemplados en el pacto con las FARC, como planes especiales de desarrollo en municipios golpeados por el conflicto y la debilidad institucional.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.