(Foto AFP)
COMPARTE

El presidente Nicolás Maduro anuló el martes su participación y su intervención en la apertura de la 36ª sesión del Consejo de Derechos Humanos de la ONU en Ginebra, cuando su país atraviesa una grave crisis política, económica e institucional.

El presidente Maduro no va a intervenir en el Consejo de Derechos Humanos. Está previsto que el ministro, canciller, Arreaza Montserrat lo haga en su lugar, indicó un portavoz de la institución en una nota enviada a los medios, sin más explicaciones.

Maduro había anunciado el lunes su venida el 11 de septiembre a Ginebra. La anulación de su visita se produce pocas horas después de ese anuncio. Tenía previsto dirigirse a los representantes de los 47 Estados miembros del Consejo, tal como lo hizo ya en noviembre de 2015.

El jefe de Estado venezolano, que acudió entonces acompañado por su esposa, denunció ante la ONU el acoso permanente que sufre su país, y exigió el máximo respeto.

Venezuela formará parte hasta 2018 del Consejo de Derechos Humanos, cuyos miembros son elegidos por la Asamblea General de la ONU.

El país está sumido desde abril en manifestaciones contra el gobierno de Maduro, que han causado 125 muertos.

Más de 5 mil personas han sido detenidas, según la oenegé Foro Penal.

La crisis política venezolana se agravó con la elección de una asamblea constituyente controlada por el ejecutivo, dotada de poderes casi ilimitados y que se arrogó las prerrogativas del parlamento actual, en manos de la oposición.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.