Este año para muchos venezolanos será difícil reencontrase con sus familiares. Más de 200 mil bolívares aproximadamente es lo que puede llegar a costar un boleto para ir desde el Big Low Center, principal  terminal de pasajeros en Carabobo, hacia otras ciudades en el interior del país como San Cristóbal, Maturín y San Félix.

Son las 7:00 p.m. del martes y Yelitza López se preparaba para abordar el expreso de Aerobuses de Venezuela que la llevaría a visitar a su madre en el Táchira. Tardó dos semanas en reunir los 220 mil bolívares del boleto que, por solicitud de la línea de trasportes, debían ser cancelados en efectivo.

Antes podía hacer hasta tres viajes al año a San Cristóbal para visitar a mi familia, pero por los altos costos de los pasajes me limité a uno solo y lo dejé para estas fechas, ya que siempre acostumbro a pasar Navidad y Año Nuevo allá, sostuvo López, quien debió llegar al terminal antes de las 6:00 a.m. del mismo para adquirir el boleto.

Otros usuarios denunciaron que un gran número de líneas no se rige por las tarifas fijadas por la Superintendencia Nacional para la Defensa de los Derechos Socioeconómicos (Sundde). Aunque los precios son muy variados, hay un factor común: la mayoría supera los 177 mil 507 bolívares del sueldo mínimo, aumentado en noviembre por el Ejecutivo.

BOLETOS VS. REPUESTOS 

Las personas se quejan de los altos precios de los pasajes, pero no toman en cuenta todo lo que se debe invertir para mantener a estos carros activos, señaló Mirella Colmenares, encargada de Ejecutivos Santo Cristo de La Grita en la entidad carabobeña. A su juicio, ni siquiera con la ganancia de un viaje pueden reponer un caucho del expreso, valorado en alrededor de 12 millones de bolívares.

En la línea que representa Colmenares el boleto más económico es el que tiene a Puerto Ordaz como destino, con un costo de 190 mil bolívares, mientras que el más caro es el de San Félix, que cuesta 200 mil. “Nosotros contamos únicamente con seis unidades propias las cuales nunca están todas activas, a veces se nos hace difícil reponer los consumibles”.

Abelino Martínez, gerente de Expresos San Cristóbal, aseveró que la empresa no ha podido cubrir la demanda de los usuarios ya que solo cuentan con nueve unidades disponibles, de una flota de al menos 30 expresos. Le atribuyó a este hecho la imposibilidad reponer los repuestos, cauchos y realizar el servicio de mantenimiento.

Ahora esta líneas solo realiza un viaje por día, rotando los autobuses de lunes a sábado. Martínez denunció que el servicio de transporte se ve gravemente afectado por la creciente escasez de diésel en las principales estaciones de servicio del país. “Las colas en la bomba El Prado de Valencia son enormes y ya después desde Barinas hasta Táchira es imposible conseguir donde surtir”.

Según Martínez, Expresos San Cristóbal de transporte que él dirige se rige por las tarifas establecidas por la Sundde, en la un boleto desde Valencia hacia San Cristóbal debe costar 130 mil bolívares.

FISCALIZACIÓN EN EL TERMINAL 

La Sundde informó que el marte 19 de diciembre un grupo de sus fiscales inspeccionó 25 establecimientos en el Big Low Center, a fin de dar respuesta a las reiteradas denuncias de los usuarios con respecto a la especulación en la venta de los boletos.

A través de una nota de prensa publicada en su sitio web oficial, la Sundde detalló que Expresos Isla Mar fue una de las líneas de transportes en las que se evidenciaron varios ilícitos. Fue sancionada por no mostrar una lista de precios al público y por no emitir boletos legales con su certificado ni precio.

Al parecer esta línea también incurría en la reventa de boletos e incumplía con las tarifas fijadas en la Gaceta Oficial Extraordinaria N° 6.297 para rutas urbanas y extra urbanas. “Los fiscales de la Sundde continuarán con el seguimiento a estos establecimientos, con el acta correspondiente, para garantizar los boletos accesibles en estas navidades”.

Este miércoles la institución verificó la venta de los boletos de diferentes destinos como San Cristóbal, Maracaibo y la Gran Caracas a “precios justos”. Expresos Los Llanos, Peli Express y Asociación Civil de Ejecutivos Santo Cristo de La Grita fueron parte de las líneas fiscalizadas.

En el principal terminal de pasajeros de Carabobo la Sundde encontró más de 25 millones de bolívares en efectivo en varios establecimientos, los cuales presumen serían usados para la práctica ilegal del avance en efectivo. “Se procedió a depositar el dinero en las entidades financieras, de conformidad con el artículo 70 de la Ley Orgánica de Precios, en Defensa de la Circulación del Cono Monetario”.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.