Luis Rojas Ponce, hijo de la víctima. (Foto cortesía)
COMPARTE

 

Al mototaxista Yorman José Rojas Cadenas (47) lo golpearon salvajemente, lo arrastraron por el pavimento y finalmente le dieron un tiro, por oponerse a entregar la moto Suzuki modelo GN, color azul, propiedad de un amigo, que llevaba para repararle los frenos.

lo interceptaron unos delincuentes en la avenida José Ángel Lamas

Rojas Cadenas trabajaba en una línea de Artigas, parroquia San Juan, y vivía en el sector Brión, de la misma zona. Salió el domingo con un amigo que reside en El Junquito y a media noche retornaba a su casa con la moto, cuando lo interceptaron unos delincuentes en la avenida José Ángel Lamas, en San Martín.

Forcejeó con ellos, se aferró a la moto, pero lograron dominarlo, y le dispararon en la cabeza.

Rojas dejó tres hijos. Vivía con su madre y otros familiares, y no acostumbraba a pernoctar fuera de su casa. Su hijo Luis Rojas Ponce dijo que al amanecer la familia se activó para buscarlo en hospitales y cuerpos policiales, y antes del mediodía se dirigieron a la morgue porque el instinto de su madre indicaba que “algo muy grave le había pasado”.

-En este país la vida no vale nada. Matan por una moto, por un bien material. Las autoridades deberían ocuparse, no es solo el caso de Yorman, son muchos más.

Desde que trabajaba como mototaxista, a Yorman Rojas le robaron dos motos y tenía que trabajar con motos prestadas para recuperarse y comprar otra.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.