(Foto referencial /cortesía)
COMPARTE

Dos personas mueren ajusticiadas por comunidades o vecinos cada semana en Venezuela, en medio de la hiperinflación, el desabastecimiento y la carestía de alimentos y medicamentos que vive la nación caribeña, según cifras del informe anual para 2017 presentado hoy por el Observatorio Venezolano de Violencia (OVV).

“El aumento de la violencia, la ausencia de mecanismos legales, la falta de confianza en el sistema ha llevado a un incremento de la justicia por mano propia”, dijo el profesor Roberto Briceño León, del OVV.

Podemos decir que 2,4 personas fueron víctimas de un un ajusticiamiento a manos de personas enardecidas cada semana, agregó el académico al dar el promedio semanal de víctimas fatales de este tipo de agresiones, comunes y a veces organizados en Venezuela contra ladrones o sospechosos de haber robado.

Briceño León explicó que esta estadística solo recoge los casos en que las personas atacadas fallecieron. “Hay muchos más intentos que no conducen a la muerte de la persona golpeada”, remachó.

La OVV tuvo conocimiento de un promedio de 6,4 homicidios por encargo o asesinatos de sicariato durante 2017, un año marcado por la crisis durante el que también se dio un tipo inédito de violencia doméstica. “En los hogares aparece una inédita expresada en la reprimenda y el maltrato directo a los niños, por ejemplo por comer más alimentos de lo que les toca”, dijo la trabajadora social Gloria Perdomo, también del OVV, sobre este fenómeno ligado a la caída del poder adquisitivo de los venezolanos.

Perdomo habló de casos en que los padres deben pedirle a los niños que no coman o que no agarren la comida que está en la nevera. “Les tienen que exigir que no coman porque ese poco alimento que queda en la nevera es para el más pequeño o para la persona enferma de la casa”, y citó casos de maltrato a niños que quebrantaron esa norma o se comieron la ración que había guardada para el día siguiente.

Esta misma situación de crisis llevó al incremento de los suicidios.

En el estado Mérida, los suicidios se multiplicaron por cinco en los primeros 11 meses del año respecto del mismo período de 2018, según el OVV.

Briceño León vincula esta “forma de eutanasia”, para evitar el sufrimiento que provocan las condiciones de vida en Venezuela, a la desesperación por falta de comida y medicinas.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.