La Organización de Estados Americanos (OEA) acordó hoy no reconocer la legitimidad del mandato como presidente de Venezuela de Nicolás Maduro, y llamó a que se celebren nuevos comicios “en una fecha cercana” con observación internacional.

En una reunión extraordinaria de su Consejo Permanente, una resolución en este sentido presentada por Argentina, Chile, Colombia, Costa Rica, EE.UU., Perú y Paraguay logró 19 votos a favor, 6 en contra y 8 abstenciones, y será transmitida “inmediatamente” al secretario general de las Naciones Unidas.

La delegación venezolana, liderada por el embajador Samuel Moncada, rechazó la celebración de la reunión del Consejo Permanente de la OEA como un “acto hostil e inamistoso” y anticipó que no reconocerá “ninguna decisión que pudiera adoptarse”.

La votación tuvo lugar en Washington poco después de que Maduro jurara un segundo mandato de seis años (2019-2025) tras imponerse en mayo del año pasado en unos controvertidos comicios a los que no se presentó el grueso de la oposición por considerarlos fraudulentos o porque sus principales líderes estaban inhabilitados o presos.

En la resolución, los países integrantes de la OEA llamaron “a la realización de nuevas elecciones presidenciales con todas las garantías necesarias para un proceso libre, justo, transparente y legítimo”.

Dicho proceso, de acuerdo al documento, debe celebrarse “en una fecha cercana con presencia de observadores internacionales”.

En ese sentido, reafirmaron que “solo a través de un diálogo nacional con la participación de todos los actores políticos y otros actores interesados venezolanos, se podrá alcanzar la reconciliación nacional y acordar las condiciones indispensables para celebrar un nuevo proceso electoral que refleje realmente la voluntad de los ciudadanos venezolanos y resuelva de manera pacífica” la crisis.

La resolución demanda además “la inmediata e incondicional liberación de todos los presos políticos”.

También insta al “régimen venezolano” a que permita el “inmediato ingreso de ayuda humanitaria” para su pueblo, a fin de “prevenir el agravamiento de la crisis humanitaria y de salud pública”.

Asimismo, urge a los Estados miembros y Observadores Permanentes de la OEA adopten “de conformidad con el derecho internacional y su legislación nacional”, las “medidas diplomáticas, políticas, económicas y financieras” que consideren para “contribuir a la restauración del orden democrático” en ese país.

En el documento acordaron además “expresar la activa solidaridad con el pueblo venezolano y su compromiso de mantener bajo seguimiento la situación en Venezuela y apoyar medidas diplomáticas que faciliten la restauración de las instituciones democráticas y el pleno respeto a los derechos humanos”.

En junio del año pasado, pocos días después de las elecciones en Venezuela, la OEA aprobó en su Asamblea General una resolución que abrió la puerta a la suspensión del país caribeño del organismo y declaró ilegítima la reelección de Maduro como presidente.

El Gobierno de Maduro pidió dejar la OEA el 28 de abril de 2017, una salida que debe hacerse efectiva en este 2019.

 

Noticia en desarrollo




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.