Foto cortesía: RunRunes

La Unión Panamericana y del Caribe por los Derechos Humanos (Pacuhr) expresó su profunda preocupación ante la reapertura de las fronteras con Curazao y Aruba, ya que esta medida puede tener un impacto negativo sobre los venezolanos que se encuentran en situación migratoria irregular.

Desde aprehensiones masivas y expulsiones de migrantes venezolanos, serían algunas de las consecuencias de la medida, lo que constituiría una inobservancia del Ordenamiento Jurídico Internacional, señaló el comunicado emitido por el organismo.

La organización instó a las autoridades de estos territorios a proteger la integridad de los migrantes y tomar medidas de asilo o refugio, dado que ellos merecen un trato humano y justo, así como tener acceso a servicios básicos, protección y atención médica adecuada.

De acuerdo al texto, Pacuhr agrupa a más de 89 organizaciones de la sociedad civil en las Américas, el Caribe y Europa. De allí viene su preocupación, puesto que solicitan a los Estados involucrados garantizar el debido proceso, estudiar cada caso de manera individual y respetar el principio de no devolución, de conformidad con las obligaciones internacionales en materia de asilo, refugio y protección internacional.

Los gobiernos de las islas, Venezuela y Países Bajos han subrayado los aspectos positivos de la reapertura, especialmente en materia del intercambio comercial; sin embargo, no han ofrecido mayores detalles sobre cómo abordarán la crisis migratoria.

Puede leer la nota completa en Crónicas del Caribe




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.