autocracia
(Foto EFE)
COMPARTE

Venezuela es una autocracia que mata a estudiantes y encarcela a opositores, consideró el premio Nobel de la Paz y expresidente de Costa Rica, Óscar Arias en una charla con Efe en Argentina, donde este sábadp termina un encuentro de grandes referentes de los derechos humanos.

Durante tres días, la ciudad de Rosario, en la provincia de Santa Fe, se convirtió en sede de la acción “VOYXLAPAZ”, que logró convocar a cinco premios Nobel de la Paz: Arias, la guatemalteca Rigoberta Menchú, la iraní Shirin Ebadi, el expresidente polaco Lech Walesa y el activista argentino Adolfo Pérez Esquivel.

Organizado por la Fundación para la Democracia Internacional, el encuentro acogió distintas charlas y talleres que buscaron generar debates sobre la situación de los derechos humanos y encontrar soluciones a las injusticias del mundo actual.

Arias, reconocido por su importante papel para lograr la paz en Centroamérica en los ochenta, destacó la ausencia de conflictos fronterizos y territoriales que puedan llevar a enfrentamientos armados en América Latina.

La región nunca ha sido más democrática que ahora pero lo irónico es que sigue comprando armas sin necesidad, lo que evidencia la falta de visión de los Gobiernos.

No hay nada más perverso para perpetuar la pobreza latinoamericana que gastar más en armas y soldados, como lo ha hecho Brasil o Venezuela, apuntó el expresidente costarricense (1986-1990 y 2006-2010).

Según destacó, este último es un país quebrado, un narcoestado que dejó de ser una democracia hace mucho tiempo y que sufre una violencia extrema, por lo que, a su juicio, la única solución es que se celebren elecciones y el presidente Nicolás Maduro frene el proceso de elección de una Asamblea Nacional Constituyente (ANC).

Consultado por las declaraciones de Pérez Esquivel en uno de los debates del encuentro en las que aseguró que el Gobierno venezolano no es dictatorial, sino constitucional y está siendo atacado por Estados Unidos, Arias apuntó que todavía hay gente que defiende el socialismo del siglo XXI a pesar de que ha arruinado países.

En ese sentido, consideró que “echarle la culpa a Estados Unidos es una ingenuidad” porque si en algo ha pecado este país en los últimos años es de indiferencia hacia América Latina, al concentrar todos sus esfuerzos en Oriente Medio.

No hay ninguna manera con la ideología chavista de mejorar las condiciones de vida del pueblo de Venezuela. Cualquier mandatario sensato, cuerdo, inteligente, si no quisiera seguir haciéndole daño a su gente, se iría, denunció.

Las charlas de estos tres días contaron también con la presencia de referentes de la música, el deporte, la cultura y la educación de la región, y todas lanzaron un mismo mensaje: el trabajo por la paz “comienza con una decisión individual” y sus resultados se traducen en mejoras colectivas.

El evento, que Arias calificó de muy exitoso, termina esta tarde con un acto público de los cinco premios Nobel de la Paz junto a cantantes argentinos.

Según confesó, para él, la paz “más que una definición es una vivencia”.

La he vivido porque he tenido que hacerla, he tenido que luchar por ella, he tenido que convencer a miles y miles de personas de que el uso de las armas para terminar con un conflicto debe ser el último recurso, señaló antes de insistir en la necesidad de la diplomacia y la humildad para negociar con el adversario.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.