Pacientes con enfermedades crónicas están subdosificando. (Foto Angel Chacón)

Un día si y otro no. Así toma su tratamiento Alfredo Casseres, coordinador de los pacientes trasplantados en Carabobo y representante de la Coalición de Organizaciones por el Derecho a la Salud y la Vida. Está subdosificado así como más de 30 pacientes de esta organización, cuyas vidas están en riesgos por la falta de medicamentos. El motivo de la protesta que esta mañana protagonizaron grupos de pacientes crónicos en las instalaciones del ambulatorio Dr. Luis Guada Lacau, en Naguanagua, por iniciativa de Codevida.

Historias de sobrevida, el denominador común en las pancartas de los pacientes, con cáncer, parkinson, hemofilia, diabetes, trasplantados de órganos, entre otras enfermedades crónicas. Como en los distintos testimonios. En el caso de Alfredo apenas le queda medicamento para mes y medio. “Mi vida está en riesgo”, comentó.

También, la de Belkis Solorzano, de 50 años de edad, y con 7 años padeciendo de lupus. Anda deprimida por toda la situación que están pasando los enfermos con este tipo de patologías. “En lo particular, perdí la pierna derecha y tengo un año sin tratamiento. Hago un llamado a la conciencia al gobierno, porque los venezolanos están sufriendo y muriéndose de mengua”.

Belikis Solorzano, de 50 años padece lupus, llamó a la conciencia del Gobierno para que tome medidas ante la crisis humanitaria. (Foto: Angel Chacón)

Pero, además del déficit de medicamentos que oscila en 90 por ciento, son los costos de mantener un tratamiento. Entre mil a dos mil dólares es el promedio del gasto mensual que cada paciente realiza para adquirir los fármacos, según los diversos testimonios.

Amabilis Vargas, sufre de diabetes, tenía 25 años recibiendo insulina, pero ahora no la consigue. Llamo al 800Salud y no responden. El año pasado, siete amigos con esta enfermedad perdieron la vida, esperando por el tratamiento, afirmó.

Una crisis humanitaria sin precedentes, califica Alfredo Casseres el coordinador de los pacientes trasplantados. Es tan crítica la situación, que cuando muere algún enfermo los familiares donan los medicamentos a quienes lo requieran.

Cerca de mil 500 personas murieron solo en Carabobo a la espera de medicamentos en el 2017. Y en lo que va de año, 34.  

El objetivo de la protesta era que el director del IVSS de Naguanagua les respondiera por la ausencia de los medicamentos. Pero no estaba. Fueron recibidos por la jefe de administración Luisa Nuñez y la jefa de farmacia Alis Chávez, quienes manifestaron ser solo intermediarias. Es de Caracas la responsabilidad de dotar la farmacia, señalaron.

Los manifestantes se acercaron a la farmacia y los estantes apenas mostraban uno que otro medicamento.

Alfredo Casseres volvió a declarar que esta situación es muy grave. Además llevan cuatro años con fallas intermitentes en el suministro de medicamentos inmunosupresores, tampoco reciben atención por el programa 0800SaludYa que dispuso el Gobierno, el cual considera discriminatorio y excluyente porque se solicita el Carnet de la Patria, cuando la identificación del venezolano es su cédula de identidad.

En resumen, los manifestantes al unísono declararon que ante este cuadro de desidia gubernamental, se está violando el artículo 83 de la Constitución en que se garantiza la salud y la vida de los ciudadanos.

 




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.